Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 00/45
Afiliaciones élite: cerradas
Última limpieza: 07/06


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://victorianvampires.foroes.org




Entre dioses y heroes +18

Página 2 de 9. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9  Siguiente

Ir abajo

Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Ettore el Mar Abr 24, 2018 8:46 am

Recuerdo del primer mensaje :

Eterna condena, ese era el precio que pagué por la belleza de una mujer. Troya cayó ante mis ojos por culpa de la bella Helena y sus caprichos. Durante siglos Afrodita envió a sus lacayos a buscarla y custodiarla seguramente arrepentida de haber llevado a mi hermano París ante ella, pero ahora había escapado, el mundo tal y como lo conocía cambiaría, pues esa mujer era un demonio capaz de impartir odio y caos por donde pisaba.

Los rumores me llevaron a tierras norteñas, al parecer un conde llamado Höor Cannif daba cobijo a la sobrenatural, era experta en engatusar a los hombres así que no podía culpar a un mero mortal a caer ante sus influjos ¿acaso no lo hizo antes con los míos?
Esperaba que aquel hombre me escuchara y entrara en razón, pues no me iría sin Helena, ahora apodada Briseida para no llamar mi atención ni la de aquellos que como yo la buscaban.

La noche había caído cuando me presenté frente a los muros de Akershus, mi corcel negro llevaba anudados tras de si a dos hombres encapuchados y una doncella bocazas que me encontré por el camino. Intuía el conde no soltaría presa sin un reembolso sencillo.
Pronto los arqueros me apuntaron, grité el nombre de aquel que podía darme respuestas, exigí que le hicieran salir para habar de hombre a hombre, parlamentar, así se hacían las cosas en mis tierras, mas como respuesta me encontré los culos de muchos de esos bárbaros y alguna que otra verga.
Su desfachatez me llevo a gruñir, el honor no abundaba al otro lado de la frontera, pero bien sabía que el héroe, como lo apodaban acabaría saliendo de entre esos muros cuando entendiera que no había opción si quería que su amiga, como lela misma se había tildado, siguiera en pie.

El acero acarició el cuello de la dama y de un tirón saque el saco de su cabeza dejando ahora su angelical rostro al descubierto.
-Höor Cannif -rugí de nuevo esperando que ahora encontrara motivación para mi propuesta.
No tardó en demasía en espada bastarda a la espalda cruzar el portón que tras de él se cerro, los arqueros seguían apuntando mas su mano se alzó y estos se relajaron.
-¡Suéltala! -ordenó imperativo -querías verme, aquí estoy, ahora suéltala.

Empujé a la chiquilla que con lagrimas en los ojos corrió hasta los brazos de su amigo, este alzó su mentón para mirarla, preguntándole si estaba bien y ella solo asintió.
-!Ve dentro!  -ordenó devolviendome toda la atención -¿quien eres? -preguntó hundiendo sus pardos en los míos.
-Ettore -respondí con calma -pero eso no es importante, tras tus muros custodias a una mujer griega, devuélvemela y me iré sin mas, de no hacerlo esta ciudad caerá, removeré cada piedra hasta dar con ella. Su nombre es Helna, o Briseida como se hace llamar ahora, es una inmortal, dámela y me largaré.
-No hay ninguna Helena tras mis murallas -aseguró -vete por donde has venido y olvidaré esta afrenta.
Hizo ademan de ir a soltar a sus hombres, mas mi espada se interpuso en su camino.
-No te creo, esa mujer es experta en la mentira y en conseguir que los hombres pierdan por ella la cabeza.
-He dicho que no doy cobijo a esa mujer, de hacerlo, no mentiría, simplemente note  la entregaría. Aparta tu espada vampiro -rugió.


Última edición por Ettore el Lun Jun 11, 2018 12:20 pm, editado 1 vez


Spoiler:

“Siempre me han enseñado una ley, una ley fundamental: Honra a los dioses, ama a tu mujer y quiere a tu patria.”

Ektor:
avatar
Ettore
Vampiro Clase Alta
Vampiro Clase Alta

Mensajes : 40
Puntos : 37
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 17/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Höor Cannif el Sáb Mayo 05, 2018 3:41 pm

A mi orden las puertas de las murallas fueron abiertas, clavé mis ojos en Ares dios de la guerra como advertencia, si alzaba el acero contra uno de los míos se arrepentiría de haber bajado de su Olimpo. Como bien había dicho Freya, los norteños defendíamos a los nuestros hasta la muerte.
Caminabamos hacia el interior cuando una horda de niños salieron a nuestro encuentro, bueno, para que mentir, al de Thor, hasta mi hijo Sirius pasó de mi ignorándome, eso si arrastrando con él a Dani que me dedicó una mirada no se si de “te voy a echar un polvo por valiente” o de “voy a matarte por capullo”

El ego de Thor iba increscendo, apunte que hizo Freya riéndose mientras Ares bufaba porque allí no era lo suficiente admirado como le gustaría.
-Ettore, mi hijo prefiere al dios del trueno que a su propio padre -bromeé
-A ti te tiene mas visto -apuntó alcanzando mi altura.
Fio con cara de malas pulgas le pegó una patada en la espinilla al vampiro antes de como el resto correr a ver a Thor para enseñarle su martillo.
-Es mi hija, no has debido caerle bien, no entiendo porque -dije echándome a reír -creo que necesitamos todos unas buenas jarras.

Me giré devolviendo mi atención a Freya que seguía a mi lado siendo por las mujeres admirada, las cosechas, la fertilidad...muchos eramos los sacrificios que en Akershus se le dedicaban.
-¿explícame eso del cerrojo? ¿porque me necesitas Freya? Se que sabes que estoy anclado a Hela, desde el día que acepté su pacto he estado buscando una solución para liberar Midgard, peor no la he encontrado ¿que sabes?

Una vez pasamos las puertas se cerraron al otro lado.
-¿vamos a la taberna, con una buena jarra y algo de alcohol corriendo por las venas se habla mejor de negocios, ahora..-dirigí mi mirada a la bella Afrodita -si ansias buscar a Helena puedes hacerlo, perderás tu tiempo, pero..adelante.


De copas:
warriors:
Skadi:
La pirata:

Mi ex mujer:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 862
Puntos : 927
Reputación : 131
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Ares el Sáb Mayo 05, 2018 4:12 pm

El dios del trueno estaba en su salsa, los infantes del norte lo adoraban y este mostraba su martillo como si fuera una hazaña, enarqué una ceja y no pude evitar que se pintara en mis labios una sonrisa picara cuando alcancé a la pobre Afrodita torturada por sus desengaños.
-Esta noche puedo darte un buen meneo, estoy seguro que a tu marido no le importara que recordemos viejos tiempos.
Recordé lo que sucedió cuando nos pilló y me hubiera carcajeado de no ser porque esta me dedicó un bufido cruzándose de brazos.
-Reconócelo, tu futuro inmediato no se presenta muy halagüeño, hagamos un rápido repaso, tienes a Ettoré, que te odia -puntualice -y creo serias la ultima mujer sobre la faz de la tierra en la que pensaría para desfogar sus ansias. Thor -negué con la cabeza dibujando con mis dedos indice y pulgar una “L” -Ya sabes lo que dicen -puse cara de diversión esta vez centrando mi mirada en el conde -demasiados hijos, con tu suerte te quedas embarazada -dije estallando en risas -soy tu única opción.

Entramos en una taberna, una de esas que me gustaban, donde la cerveza negra podía masticarse, donde el olor a alcohol entraba con fuerza en las fosas nasales y donde los hombres eran mas bien bestias sedientas que rugían elevando el tono a uno en el que hablar era complicado.
Pulsos, tiradas de dardos y cuchillos, esos norteños sabían divertirse, eso tenía que reconocerlo.
-Bebamos pues, seguro que con unas jarras las mujeres se vienen de tres en tres nuestras camas -apunté guiñándole un ojo a un grupo de guapas vikingas.
-No te hagas ilusiones Ares, no son ciegas -dijo el conde ladeando la sonrisa.
-Pero lo serán tras unas jarras -apunté con esa indiferencia que me caracterizaba repasando el ganado.

Una posadera pelirroja y de ojos claros nos trajo unas buenas jarras de hidromiel poniéndole ojitos al Thor.
-Te han dicho alguna vez que si llevas un arma muy grande es porque la tienes -hice un gesto con los dedos dejando un espacio mínimo entre ellos.
La posadera se echó a reír recuperando yo su atención.





Spoiler:
avatar
Ares
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 33
Puntos : 30
Reputación : 1
Fecha de inscripción : 29/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Thorsteinn el Sáb Mayo 05, 2018 4:34 pm

Thorsteinn se aburría soberanamente de tanta palabrería. Miró a Ares, ese engreído extranjero no sabía lo que estaba haciendo pisando sus territorios donde él era el único, inimitable, incomparable y único dios del trueno y de la batalla. Luego miró a Afrodita y sonrió de medio lado, para ser una lianta y una maruja era realmente bella y al menos no tenía un chucho pulgoso como Valfreyja, a la que no se podía acercar sin que éste le gruñese.

¿Envidia de quién? de ti?.— chasqueó la lengua mirando a Freya y sonrió de nuevo.— Tampoco me quedan tan bien como a ti las florecillas en el pelo... deja de darle lecciones a todo el mundo.— Señaló a Ettore.— que salude al sol si quiere y si no, que derribe esta puerta a puñetazos...qué más da. ¡Ah! el asunto de Hela. ¿Crees que es lo más apropiado discutirlo delante de los ...hum.."invitados inesperados"?.— dijo refiriéndose a los griegos. Valfreyja pecaba de creer que lo sabía todo, que tenía la capacidad de razonamiento como la de Odín, y desde luego era una diosa muy completa, pero no era como Atenea, así que podía ir bajando los humos porque lo que allí sucedía era mucho más que una simple disputa.

El norteño tenía que vivir, pero el dios del trueno tenía en mente otras formas de solucionar el entuerto que podría abrir las puertas de Hel, sólo que no iba a contárselo a todos como el que habla del tiempo. El conde los hizo pasar, cómo si ellos necesitasen invitación...pero agradeció el gesto y cuando todos los niños se le lanzaron encima no pudo evitar sonreir y cogerlos como si fueran sacos. Todos ellos llevaban un Mjölnir al cuello y eso lo llenó de orgullo, llevaban sus símbolos, admiraban su estandarte y allí se encontraba como en su casa. Ante la petición de Sirius de que les enseñase el martillo, el dios accedió y lo empuñó, relampagueante, para deleite de los críos y estupefacción de los adultos. ¿En serio Thor estaba en Akershus? Tan sólo Morgan seguía pensando que le habían echado algun alucinógeno en la comida y negando con la cabeza frunció los labios al paso de Höor y le hubiera dado una colleja pero si sus dioses estaban allí, no quería avergonzarlo.

— ¡Bien! unas jarras regarán nuestras gargantas, seguro que Ares tiene alguna historia buena que contarnos como cuando Escipión derrotó a los griegos convirtiéndolos en una provincia romana más.

Ahí le había dado a Ares donde podía dolerle, los romanos habían sustituido sus efigies por las de Marte, su dios de la guerra, al quedarse con Grecia en la antigüedad. Sabía que el violento dios le devolvería la pulla, pero estaban sólo de broma, a fin de cuentas, las guerras hacían evolucionar el mundo ¿no?.

Entraron en la taberna y el dios griego que tampoco iba falto de ego le tiró la caña a Afrodita y a todas las mujeres del local.

Mi arma es tan grande como tu bocaza, pero golpea mucho más fuerte. ¿Para conquistarlas tienes que dejarlas inconscientes con tu palabrarería? por Odín que pareces un abad cristiano.— le sirvieron una jarra y Thor repartió sonrisas y algun que otro choque de manos con aquellos que lo adoraban.— Ahora entiendo por qué la mitad de los griegos son maricas, con dioses como tú...— le guiño el ojo a Ares y levantó su jarra provocándolo.


QUE SE DESATE LA TEMPESTAD DE RAYOS Y TRUENOS, QUE RETUMBEN HASTA LOS CONFINES DEL MUNDO
avatar
Thorsteinn
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 18
Puntos : 14
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/05/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Heith el Sáb Mayo 05, 2018 5:54 pm

Tras la visión, debía prepararse para la llegada de aquel peculiar grupo que vendría en su búsqueda. Le había estado dando vueltas a todas aquellas imágenes que se habían ido sucediendo en su cabeza, montando el puzle que éstas conformaban y ahora tenía mucho más claro su cometido y el motivo por el que querrían dar con ella. Aún tardarían varios días en llegar, tal vez menos si alguno de los dioses de aquella comitiva usaba sus dones para lograr que todos juntos viajaran más deprisa. Pero conociendo el egoísmo típico de las deidades, dudaba que eso ocurriera.
 
Por el momento, no sabía cuál era el paradero del objeto por el que le vendrían a preguntar, así que para agilizar un poco ese tema que, no resultaría tan fácil como seguramente Freya pensara, comenzó a rebuscar entre los libros de su biblioteca mental. Ella no podía acceder a la información física, era una nómada, siempre lo había sido, igual que sus padres y éstos pocas posesiones portaban cuando iniciaron su primer viaje, así que ella del mismo modo procedía. Sin embargo, entre sus poderes, existía aquel templo al que recurría y con múltiples utilidades. Servía tanto para aislarse del mundo y buscar tranquilidad como para navegar entre sus millones de libros y papiros en busca de hechizos y sabiduría milenaria de todas las culturas existidas alguna vez, escritos en infinidad de lenguas, algunas vivas y muchas ya muertas. Allí encontraría lo que quería, una manera de contactar con el espíritu que por última vez vio la espada maldita. Sólo ese alma ya en el Valhalla o, tal vez, en el Helheim, supiera dónde localizarla.
 
Y la dificultad no sólo residía en traerle de vuelta para mantener una conversación con él, sino que debía descubrir de antemano, a quién necesitaba encontrar. No bastaba con pedirle a los dioses por su nombre, pues ni ellos lo sabían. Si fuera tan fácil, no vendrían en busca de una völva, lo harían ellos mismos o, como mucho, recurrirían a una de las nornas, a Urd para ser más exactos. Pero cada cuál tenía su sino en la vida, sus dones, sus ventajas. Obviamente con un precio a pagar por ellas, pero tampoco es que les dieran a elegir lo que deseaban ser de mayores. Ella había sido una de las elegidas y por mucho que se escondiera en los confines de la tierra, lo que era no cambiaría.
 
Así pues, hundiendo las narices en un viejo libro, dio con una pista que la derivó a otro texto escrito en sumerio. En este se mencionaba El libro de los muertos egipcio y relataba que, a pesar de lo que dijera su nombre, a ella le interesaba su contraparte: El libro de los vivos.



Mage's pride:

The journey's starting:

Magic awaits:





Your wish shall be granted:


Uhm...:
avatar
Heith
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 44
Puntos : 43
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 28/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Afrodita el Dom Mayo 06, 2018 6:15 am

A pesar de poder llegar a comprender que el inmortal no confiara en su palabra, el orgullo de diosa que residía en ella no podía perdonar que no la creyera cuando estaba siendo sincera. ¿Qué ganaría ella con mentirle? Nada, al contrario, sólo lograría sentir más odio por parte del troyano, cuando lo único que ella deseaba era enmendar su culpa y no a la inversa. Los dos que se suponía debían estar de su parte por ser griegos, eran los que peor la trataban.
 
–Sería absurdo mentirte.–
 
Se mordió la lengua para no prolongar su frase y confesar lo que buscaba al revelar el paradero de Helena, ahora conocida como Briseida. Pasó entonces junto a Ares y le fulminó con la mirada por sus estúpidas palabras.
 
–Que sea la diosa del amor no significa que deba pasar todas las noches con un hombre. No soy como tú.–
 
Bufó, cruzando los muros de Akershus junto al resto, observando cómo todos los niños adulaban al dios vikingo del trueno. Si a Zeus le adorasen así los niños, tal vez no tendría tan mal genio. Pero los tres hermanos eran iguales, todo gruñidos y malas maneras.
 
Una vez en la taberna, observó el actuar de los allí presentes. Si bien el erotismo formaba parte de ella, pues no sólo había romanticismo en el amor, sino sexo y lujuria, deseo compartido, ver a Ares y Thor discutir sobre su virilidad y mirar a las mujeres como si fueran objetos hizo que Afrodita rodara los ojos. Eran tan estúpidos los dioses vikingos como los griegos.
 
Decidió ignorarlos a todos y no entrar en una conversación absurda. Cuando la gente hablaba de lo que no sabía, pecaba de prepotencia y tontería. Aquel era un claro ejemplo y no le apetecía perder el tiempo.
 
Tomó una jarra y olió el contenido, lo suyo era el vino, pero si no había otra cosa, tomaría aquella espesa cerveza negra. Le dio un sorbo y el amargor hizo que pusiera una desagradable mueca que ocultó mirando hacia otro lado. Estaba allí por aparentar, porque si de ella dependiera, se volvería al Olimpo ya.


avatar
Afrodita
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 33
Puntos : 30
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Valfreyja el Dom Mayo 06, 2018 3:28 pm

La risa escapó de sus labios ante la contestación del dios del trueno. Acarició la gran cabeza de Fenrir, éste se intentó frotar contra Freya, pero era muy grande y su fuerza descomunal, así que debía contenerse.
 
–Estoy segura de que las florecillas en el pelo te quedan mejor a ti que a mí, Thorsteinn. Con esa melena dorada que tienes, unas violetas quedarían estupendas.–
 
Estaba convencida de que lo único que impulsaba las palabras de aquel hombre eran los celos.  No podía concebir que ella fuera la diosa del amor, de la fertilidad y de la guerra, todo al mismo tiempo, mientras que él sólo era capaz de encargarse de las tormentas. Sonrió con suficiencia al cruzar las puertas de Akershus, momento en que el norteño no tardó en buscar explicación a las cosas que ella había mencionado para captar su atención.
 
–Al anclarse a ti, logró parte de lo que ella deseaba, pero no tuvo en cuenta que ese vínculo también la ataba a ella. Tu existencia es importante para Hela, pero también una condena. Al igual que puedes abrirle las puertas de Helheim, eres el único que podría cerrarlas. Si mueres mientras estas estén abiertas… Midgard no tendría posibilidad alguna.–
 
Hizo una pausa, no por dramatismo, sino porque llegaron a la mencionada taberna y antes de proseguir con su explicación, pensó que estarían bien unas jarras de hidromiel. Se sentó a la mesa junto al guerrero y en cuanto le dio un par de largos tragos a su bebida, prosiguió, observando de reojo a Fenrir que se había quedado fuera al no pasar por la puerta. Sollozaba como un perro abandonado poniendo ojos de cordero degollado. La orden de Freya había sido clara “quieto” y aunque era algo testarudo, aún obedecía a la diosa.
 
–Llevo años buscando un modo de… No tanto romper el vínculo como de arreglar el entuerto en el que nos metiste a todos. Y lo encontré hace muy poco. Existe una espada maldita capaz de cortar ese lazo con Hela. Cortarlo en cierto grado al menos.–
 
Obviamente omitió los daños colaterales que implicaban el tener aquella espada en manos de un mortal como lo era él. Pero primaba el romper el sello con la diosa del inframundo más de lo que importaba contarle toda la verdad al conde de Akershus. Con el tiempo se lo diría, tal vez cuando ya empuñara el arma entre sus dedos y no pudiera echarse atrás, pero se lo contaría.
 
–El problemilla está en que nadie sabe dónde está esa espada. Nadie vivo al menos. Sólo el último que la portó conoce su paradero y murió hace siglos. Así que debemos recurrir a algo de ayuda externa para dar con ella. Bueno, eso si es que es cierto que deseas liberar Midgard, claro está.–
 
En su tono había implícito un reto, le pedía al guerrero que fuera fiel a sus palabras, que confirmara que él no mentía y que, además, tenía agallas para asumir un sino que desconocía. A cambio conseguiría aquello que buscaba, pero el precio a pagar podía ser muy alto aunque él no lo supiera.


avatar
Valfreyja
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 31
Puntos : 28
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Ettore el Lun Mayo 07, 2018 3:45 am

Con la jarra de hidromiel en mi diestra y la mirada perdida iba dándole tragos largos, si bien era cierto que la presencia de Helena no era pro mi percibida tras estos muros, eso no solucionaba el problema ya que, tenía que dar con ella, de nuevo tendría que empezar de cero.
-Pasaré aquí el día y tras el ocaso partiré -dije con voz firme mirando al conde que alzó la jarra en mi dirección como aceptación de mis palabras.
Se me daría cobijo hasta entonces, no pude evitar escuchar como Freya hablaba con Höor sobre le modo de “romper” un vinculo con otro dios.
Los dioses siempre usaban medias verdades, lo necesitaba, pero por experiencia propia sabia que en cuanto dejara de hacerlo le daría una patada y solo él pagaría las consecuencias.
Yo perdí mujer e hijo ¿que perdería ese hombre integro?

Fuere lo que fuere no era asunto mío, elevé mi mirada hacia Afrodita que parecía tan sumida como yo en sus propios pensamientos.
-¿Donde esta Helena? -pregunté decidido a darle alcance y devolverla al lugar del que nunca debió salir.
Un silencio entre ambos mientras nuestras miradas se mantuvieron fijas en la del otro, como si eso pudiera suplir una eternidad solo -habla Afrodita.

Los dos dioses guerreros luchaban en un duelo de egos dialécticos como si nada mas tuviera importancia en este mundo, seguramente porque para ellos así era, ¿que les importaba quien moría y quien vivía? ¿cuanta sangre derramábamos por sus juegos absurdos?
Dejé escapar el aire de forma pesada en la jarra antes de dar un nuevo trago, beber para olvidar, ojala eso pudiera ser suficiente para hacerlo.

Un hombre se unió a nosotros, su frente choco con la del norteño, y se dieron un par de palmadas en la espalda. Pronto otra ronda de jarras corrió, según la presentación era Ulf, el general de Höor y otro bocazas por como el hombre bromeaba.


Spoiler:

“Siempre me han enseñado una ley, una ley fundamental: Honra a los dioses, ama a tu mujer y quiere a tu patria.”

Ektor:
avatar
Ettore
Vampiro Clase Alta
Vampiro Clase Alta

Mensajes : 40
Puntos : 37
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 17/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Höor Cannif el Lun Mayo 07, 2018 4:16 am

Freya aseguraba haber encontrado lo que yo aun no había hecho, el modo de que Midgar estuviera a salvo de la diosa de la muerte. Me preguntaba si en mi palabra se podía confiar, hundí mis pardos en los suyos tras dar un profundo trago de mi jarra.
-Daría mi vida por proteger a los míos, así que la pregunta correcta no es ¿a que estas dispuesto si no cuando nos vamos? -mi oportunidad dibujo en sus labios una sonrisa.
No era un necio, confiaba en mis dioses, los adoraba porque crecí con sus historias, porque me enseñaron a respetarlos, pero por eso, conocedor de todas las leyendas bien conocía que el poder siempre tiene consecuencias.

Un nuevo trago que me supo a hiel, mis pensamientos se sumergieron por primera vez en aquella cámara donde de seguro mis hijos dormían, medité por un instante que sucedería si no volvía, lo que perdería y frente a mis ojos divisé la infinita sonrisa de Valeska, aquel ceño fruncido de Fio, las chorradas de Orn, la fragilidad y a su vez la fortaleza de Sirius, vi a Niels que solo era un bebe y pensé en que iba a perderlo todo de una vez...pero era mi deber dejarles un mundo limpio de mal, yo había abierto las puertas de Hel y yo las cerraría aunque tuviera que viajar allí mismo para hacerlo.
Dani, mi compañera de viaje y a veces de lamento, se lo dije, debió levar anchas hacia ya demasiado tiempo, a mi lado solo podría hallar sufrimiento.

Dejé caer la jarra cuando llegó Ulf, nuestras frentes chocaron, de nuevo una ronda en la mesa, mejor que le metal corriera por nuestras venas, dejaríamos al acero guiar nuestro sino, eramos lo que eramos, guerreros y desde que nacimos en un mundo de dioses y monstruos supimos que regaríamos de carmesí las tierras que amábamos.

-Ulf -lo llamé -si no vuelvo -iba a interrumpirme pero no se lo permití -si no vuelvo, cuida de mis hijos, puede que toda esta gente crea que soy el corazón de Akershus, pero tu iniciaste esto cuando yo solo era un niño, no olvides eso.
Nuestras frentes volvieron a chocar, era evidente que de ese dispar grupo, yo solo era un humano.
-¿Donde encontramos esa espada? ¿por donde empezamos? -pregunté clavando de nuevo mis orbes en los de la diosa de las valquirias.


De copas:
warriors:
Skadi:
La pirata:

Mi ex mujer:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 862
Puntos : 927
Reputación : 131
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Danielle Morgan el Lun Mayo 07, 2018 4:27 am


Con la llegada de Ulf y el reparto de asientos en la taberna, los dioses pronto fijaron su atención en los lugareños o en las bebidas, con lo cual, la almirante pudo acercarse al conde sentándose a su lado. Se inclinó a coger un jarra de la cual dio un sorbo y puso cara de que había bebido cosas mejores, la cerveza no estaba entre sus favoritas, luego se ladeó apenas para susurrarle.

No sé cómo lo haces pero esta vez te has superado. ¿Dioses? He llegado a pensar que me habéis drogado y que todo esto es una broma. Por cierto…si no me llegan a crecer flores en la pistola le hubiera hecho un tercer ojo a ese chupasangres cansino. No pienso pedirle disculpas, si vienes a tocar las narices, puedes encontrarte con algo así.

Trataba de mantener su mente fría y racional al margen de cuanto estaba sucediendo en ese local, porque si lo pensaba bien, parecía la más absurda de las locuras. La diosa Freya le explicó a Höor cómo podía cerrar esas puertas que había abierto al inframundo, coaccionado por la diosa del engaño y el caos. De nuevo tenía que partir a un tipo de misión seguramente suicida, para variar. La bilis le subió hasta la garganta y no pudo evitarlo. Dejó la jarra de un golpe seco en la mesa y miró directamente a la diosa apretando los dientes.

Ya que lo vas a arrastrar como un juguete, como a todos nosotros, ten la decencia de cuidar de él, o desollaré a tu perro y me haré una bandera con él, y me da igual si tengo que ir a buscarte al Valhalla o donde sea que vivas.

La inglesa no se cortaba un duro, estaba amenazando a una diosa porque no era consciente del poder que éstos tenían, ya que no creía en ninguno de ellos. Ulf le dio un codazo para que guardase silencio, pero Danielle no se amedrentó y fulminó con la mirada al lobo. Si él quería ser el corderito de sus dioses, adelante, pero a ella la habían maldecido, la habían intentado matar veinte veces y ahora se llevaban de nuevo a Höor, no estaba el horno para bollos.

El vampiro soltó una carcajada, al parecer no era el único allí que se atrevía a plantarle cara a los dioses, al menos tenían eso en común. Thor levantó la jarra y miró a Ares.

Yo la he visto primero, la quiero en mi equipo, así que olvídalo, tú quédate con ese.— señaló a Ettore, al parecer para los dioses, los mortales eran sólo un juego de ajedrez donde ellos eran simples peones movidos a su antojo.

Danielle miró al dios nórdico entrecerrando los ojos y sin poder evitar ser sarcástica puso los brazos en jarras repasando de arriba a abajo a ese vikingo descomunal.

El día que quiera que un tipo en calzoncillos y capa me de órdenes, no dudes que iré a buscarte.— esta vez fue Ares el que estalló en carcajadas, sin duda los mortales eran muy divertido en ocasiones.



Forever:

No hay manera ♡ VIDEO♡ :

Gracias Will:

Piratas y vikingos:

todo a babor

♡ VIDEOS ♡  :

CLICK ► REAL LOVE IS NEVER A WASTE OF TIME
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 215
Puntos : 235
Reputación : 18
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Ares el Lun Mayo 07, 2018 5:05 am

Imposible no descojonarme con la verborrea de la pirata atea que no creía en nada pero allí estaba.
-Al menos tiene buen gusto, no le van los hombres en gallumbos y capa, estas muy ridículo -desvié mi mirada hacia el conde -bueno, retiro lo de buen gusto, si lo tuviera, solo tendría ojos para mi -apunté con diversión llevando la jarra de nuevo a mis labios.

Mi mano derecha rodeó la cintura de la apática Afrodita que bebía sumida en sus pensamientos mientras el “cansino” enamorado seguía disparando dardos envenenados.
-Ettore, yo de ti me daría un baño bajo el astro sol, acaba con tu sufrimiento y con el nuestro, eres demasiado tedioso como para seguir aguantando tus llantos.
Vi como su mandíbula se apretaba y sus ojos rojos como el fuego me prometían gestas. Hacer saltar a los hombres era un don innato en mi, así que.
-Seguro que Andromaca y tu hijo Astianacte se avergüenzan de tu sino de mierda.

Y ahí estaba, salto como un reste desenvainando la espada que llevó rabioso a mi cuello, fue Höor quien antes de que lo sajara interpuso la propia de nuevo quedando sendos héroes enfrentados y mirándose.
-Te he invitado para que comprobaras la veracidad de mis palabras y para que tuvieras cobijo, pero no consentiré una muerte tras estas murallas, si tenéis algo que solucionar, hacerlo fuera -dijo el conde con rotundidad.
Alcé sendas manos divertido mirando a los dos alternativamente, era tan fácil sembrar la discordia.
-Solo era una sugerencia Ettore -apunté llevándome un manotazo de Afrodita que siempre defendía a su pobre patético troyano.

Este mantuvo la palabra dada al conde, la de que no alzaría el acero mientras se mantuviera en Akershus y airado resopló alzándose de la mesa para largarse fuera de la taberna a tomar un poco de aire.
-Ahora que estamos solos preciosa -dije a Afrodita -¿que te parece si me hablas del amor -musité embaucadoramente -yo a cambio puedo hacerte la guerra la noche entera ¿que me dices?



Spoiler:
avatar
Ares
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 33
Puntos : 30
Reputación : 1
Fecha de inscripción : 29/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Heith el Lun Mayo 07, 2018 3:51 pm

Cualquiera que no supiera nada sobre la espada o sobre los poderes de una völva, no comprendería por qué al buscar hablar con el alma de un difunto, se la remitía al libro de los vivos egipcio y no al de los muertos. Mas el motivo era muy sencillo a la vez que complejo de explicar y es que la espada que buscaban, la del caos, sólo podía ser portada por un humano anclado a un deidad o, en este caso, a un semi-dios sin necesidad de más intermediario que su propia mortalidad y esa sangre divina corriendo por sus venas. Lo que ocurría con las almas no mortales ni sobrenaturales, era que un hechicero normal no las podía rastrear ni encontrar, por eso se necesitaba el poder de Heith. Así mismo, aquella espada maldita, corrompía la esencia de su portador, por lo que contactar con su espíritu después de la muerte, sería inútil y no aportaría ninguna información, pues sería un alma negra, enloquecida. Por eso debía viajar de manera ficticia al instante previo al fallecimiento del semi-dios y hablar con su ánima entonces, sonsacándole la localización del arma antes de que se esfumara.
 
El procedimiento no era sencillo, pero podía realizarlo ella sola, aunque durante el trance, igual que con las visiones, quedaría completamente indefensa y a merced de los depredadores. Por ese motivo necesitaba encontrar un lugar tranquilo y seguro para dejar su cuerpo y cruzar un portal mágico que la trasladara al instante y lugar en cuestión donde poder recitar el hechizo en egipcio antiguo y lograr, de ese modo, encontrar la espada que permitiría a Höor Cannif romper el vínculo con Hela, la diosa del inframundo y las tinieblas.
 
Era tarde, el sol se ocultaba y no era el momento de ponerse a localizar nada. Necesitaba descansar y meditar sobre lo que la aguardaría al día siguiente y cómo afrontaría el viaje que se aproximaba. No podía dejar aquella arma en manos de dios y humano sin controlar. El poder que tenía era demasiado y las consecuencias, nefastas. Estudiaría a ambos antes de llegar a destino y sólo si los consideraba dignos, les ayudaría a alcanzar el escondrijo y les permitiría empuñar la espada.



Mage's pride:

The journey's starting:

Magic awaits:





Your wish shall be granted:


Uhm...:
avatar
Heith
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 44
Puntos : 43
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 28/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Afrodita el Mar Mayo 08, 2018 9:15 am

Si bien la diosa del amor desearía poder darle la ubicación concreta de Helena, no era capaz de ello. La inmortal, además de cainita, era hija de Zeus y como tal gozaba de ciertos privilegios divinos, no en vano había costado tanto dar con ella antaño y encerrarla bajo la vigilancia estricta de los Miliá. Afrodita aún le daba vueltas a cómo había sido posible que la dama, ahora conocida como Briseida, hubiese logrado embaucar a un eunuco. No cabía posibilidad alguna racional de que eso sucediera y, sin embargo, había ocurrido. Pero lejos de considerarlo un mal mayor, aquel error humano se había convertido en una posibilidad para su redención. Allí Ettore no hubiese podido darle caza y dar por finalizada su venganza, pero siendo libre la vampiresa, el troyano podía matarla y, además, no ser acusado, sino tildado de héroe por los griegos, teniendo en cuenta el riesgo que aquella mujer representaba.
 
–Si supiera exactamente dónde está te lo diría, pero no lo sé. Helena es hija de Zeus, no es una cainita normal.–
 
Y aquello Ettore lo sabía, pero como se empeñaba en soltar palabras cargadas de rabia contra la deidad griega, tampoco le importaba hacerlo bajo pretextos falsos o con conocimiento de causa sobre por qué no podía darle lo que él buscaba.
 
El guerrero se levantó tras el sarcasmo de Ares y salió fuera de la taberna. La mujer no le estaba agradecida al dios de la guerra, porque aunque las acusaciones del troyano la dañaran, sabía que se las merecía y que era normal que él se encerrara en aquel círculo vicioso del odio que sentía por ella.
 
Los orbes de la dama se oscurecieron ante los comentarios absurdos recibidos. Apretó los labios, tomando aire y lo soltó con fuerza en un profundo suspiro.
 
–No volvería a acostarme contigo ni aunque fueras la última existencia sobre a faz de la Tierra.–
 
Los dos sabían que aquellas palabras carecían de veracidad, que en un momento de debilidad Afrodita podía rendirse de nuevo al encanto absurdo y odioso del dios de la guerra, que igual que lo hizo en el pasado, la situación podía repetirse sin problema. Pero no aquella noche, eso seguro.
 
Se levantó de su lugar y tras un saludo entre cordial y altivo por su parte, según a quién se dirigiera, se marchó de la taberna, dejando atrás al resto del grupo. Cuando saliera el sol regresaría, o tal vez no, pero ahora necesitaba tiempo a solas para lamentarse sin que nadie le echara en cara lo humanizada que estaba.


avatar
Afrodita
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 33
Puntos : 30
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Valfreyja el Mar Mayo 08, 2018 9:46 am

La respuesta del norteño fue satisfactoria para la diosa que le respondió con una sonrisa, justo cuando hizo su entrada el cambiante lobo, alguien que la miró con respeto  a lo que la diosa de la guerra nórdica dedicó una sonrisa cordial y cargada de orgullo. Era un buen luchador y eso le gustaba. Justo entonces, la rubia que había estado en las almenas haciendo el tonto con la pistola y las flores llegó a unirse a la fiesta. Las palabras que ésta le dirigió a Freya no hicieron sino que ésta estallara en una carcajada. Era muy graciosa si se creía que podía siquiera tocar un pelo de Fenrir antes de que él se la tragara entera, sin masticar siquiera.
 
–Deja a los dioses hacer lo que les corresponde y tú vete a surcar el mar en tu barco, pirata.–
 
No le dedicó más atención que aquella a la mujer y se centró de nuevo en el conde que era el único que allí le interesaba. Hizo un gesto con la mano para zanjar el asunto con la pareja de Höor y centró su vista en los castaños orbes del joven Cannif.
 
–Necesitamos la ayuda de una völva para dar con el alma del antiguo portador de la espada. Porque era un semi-dios el que le do uso y, por tanto, nadie excepto él conoce su último paradero. Y, como ya debes saber, el sino de los dioses sólo puede ser visto por unas brujas concretas y sólo existen dos ahora mismo. Una está bastante vieja y aunque su sabiduría es inmensa, no tengo claro que soportase el viaje espiritual que requerimos que emprenda.–
 
Mientras ella contaba todo eso, buscó con la mirada al tal Ettore, pero ya no estaba sentado a la mesa. Había escuchado la conversación que éste mantenía con su diosa griega y si ningún sabía el paradero de la susodicha Helena, tal vez la völva pudiera servir también a su propósito, y aunque eso a Valfreyja le importara poco, el troyano se había mostrado como un buen guerrero y, a pesar de ser perteneciente a otra religión, eso era algo que ella respetaba tanto en los norteños como en los midgardianos en general. Ya se lo comentaría en otro momento, si se acordaba.
 
–Partiremos pronto, así que reúne provisiones. Nada de comitivas, este tema es particularmente delicado. Y, con todo el respeto, tus amistades son duchas en meterte en líos. No los quiero cerca.–
 
Dicho eso, dejó que el conde hiciera sus cosas, se despidiera de los suyos y descansara. Ella no necesitaba dormir, así que se pasó la noche en la taberna, bebiendo con los norteños que la alababan y escuchaban sus historias con las bocas abiertas. No necesitaba competir con Thor, él tenía su martillo y sus rayos, pero ella era la que les conseguía la comida, les ganaba las batallas y les daba los hijos. No había comparación posible, ella ganaba.


avatar
Valfreyja
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 31
Puntos : 28
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Ettore el Mar Mayo 08, 2018 11:13 am


Fuera de la taberna el aire era gélido, la temperatura nórdica marcaba bien el aguerrido carácter de sus ciudadanos, mis ojos sobrevolaron el lugar fijándose en una pareja que bajo un árbol se devoraba a besos, aquellas personas no eran muy diferentes a los Troyanos, echos a un mundo en guerra enfrentaban con valor sus circunstancias.
El aire golpeando mi rostro me sentó bien, o quizás solo necesitaba dejar de escuchar las arrogantes palabras de Ares, no se en que momento perdió el honor que ostentábamos los mortales, quizás es que los dioses no gastaban de esas cosas.

No lo esperaba pero Afroditá salió por la puerta poco después, parecía tan airada como yo mismo y ni siquiera se porque mi mano se estiró atrapando su muñeca cuando iba a pasar de largo. Su mirada y la mía se encontraron furibundas, nos conocíamos de antaño.
-Helena es un peligro, la belleza de esa mujer es una maldición, la hija de Zeus ha de volver a su cautiverio o perecer -sentencié.

Mi iris se tornó rojizo como el mismo fuego, como un anillo rodeaba mi pupila negra como un agujero negro.
-Yo pagaré las consecuencias de su muerte llegado el momento -sentencié aflojando el agarre para dejarla ir.
Zeus me haría pagar con creces la muerte de su hija, pero la verdad es que para mi no existiría mas redención que conseguir que ninguna otra ciudad cayera a causa de su maldición. Vengar Troya era mi sino, ese y no otro era el motivo de no permitir al astro alcanzarme, eso que que no era un cobarde, si tenía que morir sería bajo el acero de un buen contrincante.

Inmóvil permaneció Afrodita frente a mi, era bella, mas que ninguna otra, incluida la misma Helena.
Mis ojos se deslizaron por el precipicio de sus labios un instante y surcaron las curvas de su cuerpo, era la deidad del amor, de la belleza, como no llamar mi atención y la de todo hombre que aun se mantuviera en pié sobre la faz de la tierra.
-He de irme -sentencié con la voz ronca.





Spoiler:

“Siempre me han enseñado una ley, una ley fundamental: Honra a los dioses, ama a tu mujer y quiere a tu patria.”

Ektor:
avatar
Ettore
Vampiro Clase Alta
Vampiro Clase Alta

Mensajes : 40
Puntos : 37
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 17/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Höor Cannif el Mar Mayo 08, 2018 1:31 pm

Freya habló sobre una Volva, una capaz de dar con el paradero de las espadas, al menos parecía teníamos un punto de partida.
Dicho esto lo mejor era retirarnos, apenas quedaban ya unas horas de noche, partiríamos con las primeras luces del alba solo Freya y yo, pues a nadie mas esta misión le acontecía.
Dejé un beso en los labios de Dani que con el ceño fruncido seguía hablando con Thor sobre su capa y sus gallumbos.
-Estaré en la habitación -dije sin mas, antes de ponerme en pie.
Ulf también se retiraba, decía que su mujer lo esperaba en casa con los niños y que iba a aprovechar que de seguro estaban dormidos.
Nos echamos unas risas los dos despidiéndonos del resto de los dioses, instándolos a ser buenos o yo mismo patearía su culo griego fuera de Akershus.
-Siempre eres tan beligerante -me preguntó Ares al ver que me marchaba.
-Preguntó el dios de la Guerra al norteño -bromeé divertido -a mas ver Ares.

En el exterior las diosas hablaban con Ettore, me detuve un instante tras despedir a Ulf.
-Troyano, sígueme o acabaras convertido en ceniza -bromeé – podéis instalaros en palacio, tengo varias habitaciones libres.
Por cierto Ettore, buscas a Helenna ¿por que no me acompañas hasta la Volva -su cara denotaba que no entendía de lo que hablaba -son brujas norteñas, muy poderosas, quizás ella pueda dar con esa mujer peligrosa que buscas.

Ettoré acabó asintiendo, a fin de cuentas no parecían abundar para el las opciones. Una vez en palacio les mostré a las deidades donde alojarse y seguí mi camino hasta la habitación de mis hijos, ellos dormían profundamente, no pude evitar contemplarlos apoyado en el marco de la puerta, aquella imagen inocente del futuro de Akershus, niños que se harían hombres y que si no conseguía un norte libre para entonces tendrían como yo que derramar su sangre.
Acabé tumbado en la cama de Fio, me dormí abrazado a ella, oliendo las grosellas y flores silvestres de su pelo oscuro.


De copas:
warriors:
Skadi:
La pirata:

Mi ex mujer:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 862
Puntos : 927
Reputación : 131
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Ares el Mar Mayo 08, 2018 2:07 pm

Las féminas empezaron a marcharse bajo mi estupefacción y como no, los heroes con ellas, eran listos y habiles los cabrones. Enarqué una ceja haciendo rápidas cuentas, dios de los gallumbos, pirata bocazas y yo en medio de los dos, mala combinación.
-Deduzco que tu no quieres follar ¿no? -le pregunté a la tal Dani con una sonrisa ladeada.
¿Para que perder el tiempo pues?
Como alma que llevaba el diablo me puse en pie, con suerte daba alcance a la rubita diosa norteña que parecía mucho mas predispuesta a abrirse de piernas.

La reunión se había trasladado al exterior, al parecer, se iban todos de viaje y no me habían invitado, negué con la cabeza pasando mis dos brazos por encima de los hombros de las diosas.
-Bien sabéis que estos dos no os duraran un asalto, y estáis de suerte no tengo nada que hacer en..dejarme pensar -puse cara de interesante como si mentalmente estuviera repasando mi agenda -en unos años, asi que me apunto a buscar esa espada tan problemática de la que hablabais.

Ser dios en ocasiones era aburrido y el Olimpo desde que no me follaba a Afrodita se había convertido para mi en un tediosos juego de niños, los humanos con su intensa forma de vivir me resultaban fascinantes, en esencia porque la muerte los perseguía como una lacra y ellos la eludían como podían.
-Quizas Freya podrías ponerme al día -dije lanzandole un mordisco en el aire.

Hubiera metido cizaña sobre lo que el dios del trueno y su amiga surca sables hacían ahí dentro, pero dado que quería unirme a la comitiva, pues preferí guardar silencio, algo me decía que iba a tener muchas mas oportunidades de sembrar discordia en el corazón de los héroes.



Spoiler:
avatar
Ares
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 33
Puntos : 30
Reputación : 1
Fecha de inscripción : 29/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Danielle Morgan el Miér Mayo 09, 2018 3:31 am

A todos les dio por retirarse, y Höor les dio cobijo en el castillo a los dioses y al vampiro. ¿Estaba loco? ¿Albergar semejantes criaturas en su hogar cerca de sus hijos era una temeridad. Pero es que el conde era un loco temerario, y eso le pasaría factura algún día.

Thor se le acercó y se sentó a su lado, el dios nórdico apreciaba el coraje temerario y la furia del guerrero, que evidentemente latía con fuerza en Danielle, sólo que dominada por su educación y sus costumbres.

— Te recomiendo que te mantengas alejada de ese dios del caos, de Ares. Él sólo siembra discordia y hace que los humanos os matéis por chorradas, iniciando guerras absurdas. Aunque la de Troya la causó Afrodita.— la pirata lo miró de reojo.
¿Y a mí que me importan los chismes entre dioses? Por tu culpa Höor está siempre acero en mano jugándose la vida. ¿No tienes suficiente? encima todos te veneran. No he visto mayor estupidez que esa.— El vikingo con capa sonrió entre dientes dando un ultimo sorbo a su jarra y sonriendole a la rubia.
— Cambiarás de opinión, y me adorarás, porque soy el mejor dios de todos estos. Ya hablaremos tú y yo.

Dicho esto, la deidad se marchó observando el trasero de Afrodita y silbando, la puñetera griega estaba para morderla. Danielle se quedó unos minutos más en la taberna, reflexionando. La maldita Freya arrastraba a Höor a otra misión suicida, pero que de no llevarla a cabo, seguiría ancladoa Hela, sería un polvorín, siempre en riesgo de que todo saltase por los aires y morir en acto de servicio. Cada vez odiaba más a los brujos, los dioses, vampiros, y todos aquellos que tenían poderes sobrenaturales y los ejercían sin miramientos sobre los demás. Quizás no sirviera de mucho la Verga de Satán, pero si esa jodida engreida, petulante y muy bella diosa le ponía ojitos a Höor, se la iba a meter hasta la garganta.

"Mecagüen los dioses, Morgan...¿estás celosa de una diosa? esto es lo último." Pensó. Resoplando se levantó y encaminó sus pasos al castillo encontrado ya a Höor dormido con Fiolett, dudó si despertarlo o no y finalmente se acercó a darle un beso en su negra cabellera.



Forever:

No hay manera ♡ VIDEO♡ :

Gracias Will:

Piratas y vikingos:

todo a babor

♡ VIDEOS ♡  :

CLICK ► REAL LOVE IS NEVER A WASTE OF TIME
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 215
Puntos : 235
Reputación : 18
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Thorsteinn el Miér Mayo 09, 2018 3:44 am

Ares era un tipo divertido, socarrón, estaría bien medirse con él alguna vez a puñetazos divinos o lo que fuera. Freya como siempre tan egocéntrica, pensando que era el ombligo del universo por su gran sabiduría, por estar casi a la altura de su padre, Odín y bla bla bla...se agotaba sólo de pensarlo.

Thor no conocía la palabra "envidia" no envidiaba a Freya ni a nadie, así de seguro estaba de si mismo. Su hermano Loki por contra, sí que ambicionaba otras cosas y no dudaba en manipular y engañar para conseguirlas. Pero al final del cuento, su padre había engendrado a dos varones poderosos que heredarían Asgard y Freya a pesar de ser la diosa de la fertilidad, a ninguno, estaba más sola que la sota de bastos y por eso tenía un perro gruñón. La solterona del Valhalla, vaya mérito.

Afrodita sí que era una belleza sensual de delicadas formas, y a pesar de que estaba atormentada por algo, a Thor le pareció de lo más apetitosa. Se acercó a ella y le comentó.

¿Necesitas algo de ayuda con tu guerrero troyano? quizás pueda hablar con él.— Bueno, hablar...lo que se dice hablar... quizás a Ettore le fuera bien un capón divino, tal vez no con el Mjölnir, porque le destrozaría los sesos, pero bueno, ella ya entendía. El asgardiano era un tipo amable, alegre, con genio vivo, pero menos capullo que el estirado de Hermes.


QUE SE DESATE LA TEMPESTAD DE RAYOS Y TRUENOS, QUE RETUMBEN HASTA LOS CONFINES DEL MUNDO
avatar
Thorsteinn
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 18
Puntos : 14
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/05/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Heith el Miér Mayo 09, 2018 9:02 am

Para cuando la noche cayó, la völva dormía sobre su lecho de paja, cubierta con pieles, envuelta con ellas como si fuera un par relleno. Su mente, abierta aún tras la visión y la visita a su propia biblioteca privada, dio rienda suelta a un cúmulo de imágenes, de pasillos laberínticos, de salas desiertas cubiertas por cenizas de un pasado evaporado. La neblina negra, densa, dificultando la respiración de Heith, penetra a través de sus fosas nasales hasta instalarse en sus pulmones. Sus sueños son excesivamente vívidos, hasta el punto de ser posible que muera si en la fase REM lo hace. Nadie comprendería jamás el complicado entramado de la magia que rodea a una mujer como esa. Tampoco es que ella se lo haya contado a nadie y no sabe si otras völvas habrá contado a alguien sus experiencias. Tampoco ninguna se lo explicó a ella ni le contaron lo que era, sencillamente lo supo y ella sola aprendió a desarrollar su poder, controlarlo y aumentarlo.

En mitad de la ensoñación, su cuerpo se movía, caminando con la boca cubierta con algo de ropa para intentar filtrar el aire, buscando algo, no sabía exactamente el qué, pero sí sabía que debía moverse, avanzar, ya fuera para dar con un objeto o, simplemente, salir de allí y ponerse a salvo. Al dar la vuelta en una de las esquinas, pudo ver una silueta borrosa. Como hecho de humo, un hombre permanecía de pie, dándole a ella la espalda. Podía escuchar su voz enlatada, reverberante y algo apagada, distante. Ella le observó a cierta distancia y, entonces, éste se dio la vuelta. Reconoció su rostro, lo había identificado en su visión de aquella mañana, era el conde de Akershus que ahora sonreía frente a la entrada derruida de una cueva. Él ladeó la cabeza cuando sus miradas se cruzaron, el sueño tenía dos direcciones, él podía verla también.

Dio un paso hacia él, dejando caer las pieles que cubrían la mitad de su rostro. -Ahí dentro está la espada.- Ella señaló hacia el montón de piedras apiladas que ocultaban la gruta. Höor Cannif siguió lo que ella marcaba con su dedo y asintió.

Eran visiones de un posible futuro, de un instante que podía o no ocurrir, pero que dado el poder de Heith, seguramente tuviera lugar, más tarde o más temprano, en aquella línea temporal. Entonces todo comenzó a temblar. Las paredes del laberinto se tambalearon, arenilla caía por todas partes y de nuevo las densas esporas negras lo cubrieron todo, haciendo desaparecer todo lo que había a su alrededor hasta convertirlo en un pozo en caída libre del que, casi de milagro, logró agarrarse a una de las extrañas raíces que asomaban de la nada, logrando así dejar de hundirse en un repentino charco de petróleo que cubría hasta su cintura, tirando de ella hacia abajo.



Mage's pride:

The journey's starting:

Magic awaits:





Your wish shall be granted:


Uhm...:
avatar
Heith
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 44
Puntos : 43
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 28/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Afrodita el Miér Mayo 09, 2018 3:53 pm

En cuanto la brisa rozó su piel ya fuera de la taberna, tomó aire en profundidad, como si de algún modo lo necesitara, aunque, en realidad, como diosa no fuera obligado para ella respirar. Mas no detuvo su paso, no hasta que una mano fría sostuvo su muñeca y tiró de ella. Giró la cabeza, encontrándose con el troyano que la miraba con aquella intensidad a la que la deidad aún no se había acostumbrado, a pesar de los milenios recibiéndola.
 
Las palabras del griego eran ciertas y ella lo sabía perfectamente. De no ser por el error cometido por aquel humano llamado Ícaro, ella jamás le hubiese indicado a Ettore su localización aproximada, pues encerrada estaba mejor para todos, pues no causaba desgracias y su padre tampoco. Pero dadas las circunstancias, sabiendo que apresarla de nuevo sería si no imposible, sumamente complicado, creó que lo mejor era que el hombre frente a ella cumpliera su venganza y así, de un solo golpe, matar a dos pájaros. Entreabrió los labios para responder cuando éste le dijo que debía irse y sin poder ocultarlo siquiera, la decepción se plasmó en sus ojos pardos. Desvió entonces la mirada hacia un costado y arrugó la vaporosa seda de su vestido con la diestra. Estaba pensando qué decirle cuando, uno a uno, comenzaron a llegar el resto. Ella se había ido para estar a solas, aunque el encuentro con el troyano había sido inesperado, pero que los demás les dieran alcanzó resultó ser todo un fastidio. Resopló, porque venían encima cargados de sandeces todos, excepto el guerrero norteño que pareció aportar algo valioso. Si esa supuesta bruja vikinga daba con Helena, le confirmaría que sus indicaciones eran ciertas y levantarían las dudas que Ettore tenía sobre su palabra. Sí, la había cagado en el pasado, pero ahora estaba siendo sincera con él e intentaba enmendar las cosas.
 
Observó de reojo al cainita que asentía a la proposición hecha por el conde.
 
–Iré con vosotros y así comprobarás que no te miento.–
 
La imperiosa necesidad que sentía por el perdón de aquel hombre rozaba casi lo enfermizo, más aún tratándose de una diosa del Olimpo. Si Zeus se enteraba de aquello, habría más que truenos y furia surcando el cielo.
 
Luego fulminó a Ares con la mirada, ¿qué pintaba él en ese viaje? Nada, seguro que sólo deseaba meter cizaña. Más que el dios de la guerra parecía el dios de las peleas idiotas. Resopló, no deseaba discutir con él, ni en aquel lugar ni en aquel instante ni con todos los demás delante.
 
Al final apareció el que faltaba para montar el circo y, por si fuera poco con el resto, le venía a decir lo que tenía que hacer con su guerrero. Porque así le sonó a una Afrodita a la que todo lo referente a aquel vampiro la afectaba demasiado. Se inclinó hacia el vikingo del martillo y le susurró con discreción.
 
–El griego es cosa mía, tú ocúpate de los norteños.–
 
Le dedicó luego una calculada sonrisa y tras disculparse con todos, se dirigió al castillo para que le indicaran dónde pasar la noche. Bien podía subir al Olimpo, pero conociendo a Ares se quedaría en la Tierra y no quería quitarle los ojos de encima con la obsesión que le había dado también por Ettore.


avatar
Afrodita
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 33
Puntos : 30
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Valfreyja el Miér Mayo 09, 2018 4:47 pm

Aunque dormir le resultara totalmente inútil e innecesario, al ver que todos se iban marchand y que incluso los que andaban bebiendo y escuchando, eran vencidos por el alcohol y caían fulminados sobre las mesas y al suelo, decidió que era mejor partir y tomar aire fresco. Echó un último vistazo a Thorsteinn y la pirata, riendo de manera socarrona antes de abandonar el loca y reunirse con Fenrir que le lloriqueaba fuera.
 
–No seas pesado, sólo han sido unas horas y eso para nosotros, es menos que nada. Vamos.–
 
Instó al enorme animal a alzarse y emprender camino, pero en cuanto giraron la esquina, se encontraron con Afrodita, Ettore y Höor que hablaban sobre irse juntos a por la völva. Eso le quitaba una conversación de encima, pues el conde había tenido la misma idea que ella.
 
–¿Dónde dices que podemos dormir?–
 
Preguntó, justo cuando el brazo de Ares se posó sobre sus hombros. Usó la diestra para sacárselo de encima, sujetándole de la muñeca como si su tacto le diera asco.
 
–Vigila lo que haces, griego.–
 
Eran rivales, ambos eran deidades de la guerra y nada tenían que ver el uno con el otro. Claro estaba que ella velaba por el honor de los hombres y mujeres que empuñaban espadas en su nombre, mientras que el contrario no hacía sino jugar con ellos como si fueran meros peones.
 
El recién llegado no dudó en apuntarse a la aventura y como a Freya le importaba su presencia menos que una oruga nadando en su hidromiel, hizo un gesto de indiferencia con la cabeza antes de que todos emprendieran camino hacia la fortaleza, donde se les asignaron habitaciones para el reposo. En unas horas saldría el sol y, teniendo en cuenta que el troyano se había unido al viaje, partirían al anochecer.


avatar
Valfreyja
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 31
Puntos : 28
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Ettore el Jue Mayo 10, 2018 4:45 am

Höor nos acompaño al interior del palacio, cada uno tomamos caminos dispares, al final la comitiva continuaría unida l menos hasta que alcanzáramos a la Völva y esta nos indicara que camino debía tomar cada uno. Afrodita había decidido acompañarme en este viaje para demostrarme que no mentía, francamente no la consideraba una mentirosa, solo una mujer caprichosa que jugaba con las vidas mortales a su voluntad. Era una mujer muy bella, pero como todas las diosas demasiado ególatra como para bajarse de su pedestal y reconocer frente a un mero “mortal” que todo fue culpa suya.

Me dirigí directo a la cámara para mi dispuesta, saldríamos al amanecer, Thor se encargaría de que el cielo estuviera cubierto y que el sol no brillara. No es que necesitara horas de sueño, por contra si una copa de bourbon que me serví antes de acercare al ventanal para mirar a través de su cristal.
Di un trago perdiendo mi mirada en el infinito y sus constelaciones, el firmamento estaba lleno de héroes de mi tiempo, en ocasiones me hubiera gustado ser una estrella mas, pero mi maldición parecía anclarme a un mundo que ya no tenía nada para mi.

Dejé reposar la copa en el mueble lateral y me aflojé las correas de la armadura hasta que suelta me la saqué por la cabeza.
Acabé la copa sumido en mis pensamientos antes de tomar un baño y descansar después sobre el lecho.

Llegada la hora me presenté en el patio de armas, ataviado con la armadura, el viaje comenzaba.
-Buenos días -dije a los allí presentes.
Thor me dedicó una mirada, había cumplido lo pactado, ni un haz de luz me atravesó la piel.


Spoiler:

“Siempre me han enseñado una ley, una ley fundamental: Honra a los dioses, ama a tu mujer y quiere a tu patria.”

Ektor:
avatar
Ettore
Vampiro Clase Alta
Vampiro Clase Alta

Mensajes : 40
Puntos : 37
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 17/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Höor Cannif el Jue Mayo 10, 2018 4:56 am

A todos les dio por retirarse, y Höor les dio cobijo en el castillo a los dioses y al vampiro. ¿Estaba loco? ¿Albergar semejantes criaturas en su hogar cerca de sus hijos era una temeridad. Pero es que el conde era un loco temerario, y eso le pasaría factura algún día.

Thor se le acercó y se sentó a su lado, el dios nórdico apreciaba el coraje temerario y la furia del guerrero, que evidentemente latía con fuerza en Danielle, sólo que dominada por su educación y sus costumbres.

— Te recomiendo que te mantengas alejada de ese dios del caos, de Ares. Él sólo siembra discordia y hace que los humanos os matéis por chorradas, iniciando guerras absurdas. Aunque la de Troya la causó Afrodita.— la pirata lo miró de reojo.
¿Y a mí que me importan los chismes entre dioses? Por tu culpa Höor está siempre acero en mano jugándose la vida. ¿No tienes suficiente? encima todos te veneran. No he visto mayor estupidez que esa.— El vikingo con capa sonrió entre dientes dando un ultimo sorbo a su jarra y sonriendole a la rubia.
— Cambiarás de opinión, y me adorarás, porque soy el mejor dios de todos estos. Ya hablaremos tú y yo.

Dicho esto, la deidad se marchó observando el trasero de Afrodita y silbando, la puñetera griega estaba para morderla. Danielle se quedó unos minutos más en la taberna, reflexionando. La maldita Freya arrastraba a Höor a otra misión suicida, pero que de no llevarla a cabo, seguiría ancladoa  Hela, sería un polvorín, siempre en riesgo de que todo saltase por los aires y morir en acto de servicio. Cada vez odiaba más a los brujos, los dioses,  vampiros, y todos aquellos que tenían poderes sobrenaturales y los ejercían sin miramientos sobre los demás. Quizás no sirviera de mucho la Verga de Satán, pero si esa jodida engreida, petulante y muy bella diosa le ponía ojitos a Höor, se la iba a meter hasta la garganta.

"Mecagüen los dioses, Morgan...¿estás celosa de una diosa? esto es lo último." Pensó. Resoplando se levantó y encaminó sus pasos al castillo encontrado ya a Höor dormido con Fiolett, dudó si despertarlo o no y finalmente se acercó a darle un beso en su negra cabellera.*

Entreabrí los ojos al sentir los dedos de Dani paseándose por mi pelo negro, me había quedado dormido, después del enfrentamiento con Ettore mi cuerpo necesitaba recuperarse y si bien era cierto que la herida estaba cerrada, no dejaba de ser un hombre en un mundo de dioses. Ladeé la sonrisa cuando mi diestra atrapó su mano y deslicé por sus nudillos mi dedo acariciandolos.
-Me he quedado dormido -me justifiqué antes de incorporar mi torso en busca de sus labios -¿vamos a la cama?
No sabia ni en que hora vivía, los postigos de la habitación estaban cerrados y no sabía el tiempo que había pasado, estaba algo desubicado en ese momento.
-¿es hora de irme? -pregunté enarcando una ceja*

—No, todavía no, aún quedan unas horas para el amanecer, vamos.— De la mano entraron en la cámara donde solían pasar las noches al resguardo del frío eterno que había en Noruega. Se quitó la ropa y lo mismo hizo con Höor que tenía la camisa empapada de sangre. Lo dejó tumbarse y acomodarse para ir luego a buscar un paño y limpiar los restos de sangrado alrededor de la herida cauterizada por la electricidad del dios del trueno. Paseó los dedos por encima murmurando.

— otra más para la colección…— sabía que tenía que irse, pero eso no cambiaba que ella no quisiera, de nuevo el deber se enfrentaba a la voluntad.— sé que tienes que irte pero… es igual.— suspiró y dejó el paño de nuevo en el balde, sentándose luego en el borde la cama mirando el cielo estrellado.*

Mis músculos se contraían cuando Dani pasaba el paño húmedo sobre ellos, pero lejos de estar atento a eso miraba sus dos inmensos mares que en esta ocasión los vi especialmente tristes, o apagados.
Dejé escapar el aire y detuve su mano para incorporarme poniéndome a su altura hasta que mi frente reposó en la suya forzándola a mirarme.
-Que Hela tenga las puertas abiertas a Migard es un riesgo no solo para los norteños, si no para el mundo, tengo que ir.

Sabía que ella no quería que fuera y también que era lo suficientemente inteligente como para saber que no tenía opciones, nadie mas que yo podría acabar con el vinculo que me ataba a Hela.
Podría haberle prometido que volvería, pero francamente en esta ocasión, todo se me escapaba de las manos, así que preferí no hacerlo.
-Has de cuidar de nuestros hijos -ladeé la sonrisa quitando hierro al asunto, algo que se me daba bien -y cuando vuelva..(si vuelvo) podemos irnos de viaje en ese barco que tienes anclado al muelle ¿te parece? -apunté llevando mi diestra a los cortos mechones de su nuca -y deja de mirar a Thor -dije riéndome.- que mucho te mira ese.
Desvié el tema en cuestión porque no quería que estuviera preocupada por mi.*


De copas:
warriors:
Skadi:
La pirata:

Mi ex mujer:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 862
Puntos : 927
Reputación : 131
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Danielle Morgan el Jue Mayo 10, 2018 4:59 am

Lo sé…— pero no podía evitar estar preocupada, como era lo lógico, y porque si alguien había allí que pudiera comandar Akershus sin hacer el canelo, era ella. Pero esa sensación opresiva no le gustaba nada.— Ojalá tuviera tu fe… todo me resultaría más fácil. Yo sólo veo a los dioses como unos capullos egoístas que nos manejan a su antojo y por eso…— resopló. No podía entender cómo Höor confiaba en aquellos que por protegerles una vez se cobraban con creces todo lo demás.— En serio Höor… va en calzoncillos por la vida. Si hubieran dioses ingleses seguro que vestirían con chaqué. Por cierto… Freya está encaprichada de ti, y tú siempre la has venerado…— ¿qué quería decir con eso? Pues que no se sentía segura, si competir con duquesas ya era malo, competir con diosas era mucho peor.*

Mordí sus labios sin borrar la sonrisa de mis labios ¿en serio se preocupaba por Freya?
-Freya me necesita para que empuñe la espada, por lo que me ha explicado, los dioses no pueden hacerlo ,solo semidioses o humanos vinculados a las deidades, no es un capricho Dani, es una necesidad y nada tiene que ver con la apetencia sexual.
Tiré de ella hasta subirla a horcajadas sobre mi.
-Que no es lo mismo que lo que yo si siento por ti -apunté con picardía -nos quedan unas horas ¿cierto? pues despidámonos como debemos.*

Hum… así que sólo me quieres por el sexo…vaya consuelo.— enarcó una ceja, provocándolo un poco, porque sabía que cuando Höor le decía que la deseaba, escondía en esas palabras algo más profundo.— menos mal que a mi los tipos con gallumbos no me ponen nada. Así que quítatelos…que ya te sobran.

Despedirse como debían, como si fuera la última vez que se fueran a ver…ese pensamiento lo mandó a un rincón, porque no quería que le supiera a despedida aunque fuera exactamente eso. Odiaba las despedidas, odiaba tener un futuro escrito, ella sólo creía en que el rumbo del timón de la vida lo ponían ellos y la buena o mala suerte, nadie más. Era cierto que la maldición de Hela la había tenido en vilo durante semanas, que había coaccionado a Höor para que ella dejara de sufrir y también Akershus y que eso no podía ser, tenían que detenerla. Pero se veía impotente, fuera de juego en un tablero en el que los principales actores eran dioses en los que ella no creía.*

La cámara pronto se lleno de jadeos, surqué su piel con mis labios y por primera vez sentí la necesidad de anclarme a ella, de irme a la deriva y dejarme llevar por su cuerpo, naufragar en sus dos mares y soltar el timón para que ella lo cogiera. Pero como siempre la realidad se imponía y esto solo sería el efímero momento de una despedida. La quería, pocas eran las veces que se lo dije y quizás menos las que se lo demostré, yo no era un hombre fácil, seguramente siempre la culparon a ella por su predisposición a largarse, pero ¿que mujer en su sano juicio no lo haría?Le hice el amor sobre nuestro lecho, llevando conmigo el sabor de sus besos y a fuego marcada en mi piel el olor de la ajena.

Agotado pero saciado acabé sucumbiendo a los designios de Morfeo, mi sueño fue extraño, una mujer de cabellos largos y pardos como la misma noche me miraba de frente, ladeé la cabeza ligeramente, observándola. Estábamos en una especie de gruta no la conocía de nada, pero parecía misteriosa, sonreí dispuesto a presentarme cuando las paredes empezaron a sacudirse, con ellas el techo que dejó caer una arenilla sobre nuestros cuerpos.
En un principio solo eran leves sacudidas, pero cuando su dedo indicó el fondo del pasillo, la gruta se tambaleó violenta, salí corriendo en su dirección, no podíamos permanecer allí o moriríamos aplastados.Tiré de su mano para correr hacia el lugar señalado mientras a nuestras espaldas todo se desmoronaba.La gruta se vino abajó cubrí con mi cuerpo el ajeno antes de abrir los ojos sobresaltado y empapado en sudor, con la respiración agitada. Por suerte Dani seguía dormida, solo había sido una pesadilla. Me puse en pie y me acerqué a la palangana para lavarme.

Dani al sentir mi ausencia sobre el lecho abrio los ojos, sonreí de medio lado con la toalla en la mano y me acerqué a ella mojándola con las gotas de agua que escurrían por los mechones de mi pelo.
-Buenos días pirata.
Esa era nuestra despedida, una silenciosa, no la esperaba en el patio de armas, como de costumbre Dani no acudiría.*

Con los primeros rayos el conde debía marcharse. Lo escuchó vestirse y se levantó para ayudarle a apretar las correas de la armadura. No quería bajar al patio, no le gustaba hacerlo, pero tras besarlo y dejarlo ir masculló un “mierda” y se calzó el pantalón, las botas, la casaca y se recogió el pelo en una coleta baja, superando a zancadas dobles la escalera y salió al frío matinal cuando empezaban a subirse al caballo. Mantuvo la espalda erguida, las manos tras ella y el mentón alto mirando a Freya.

Cuídalo, o la Verga de Satán será tu conocida bien pronto.— Miró a Höor entonces y aunque iba a decirlo en alto, no le salió sonido alguno. “ I Love you”. Se lo dijo en inglés sin articular palabra, sólo le faltaba decirlo mal en noruego y que esa diosa “del amor” se carcajeara de ella. Dicho eso, se dio media vuelta y entró en el castillo rumbo al despacho.



Forever:

No hay manera ♡ VIDEO♡ :

Gracias Will:

Piratas y vikingos:

todo a babor

♡ VIDEOS ♡  :

CLICK ► REAL LOVE IS NEVER A WASTE OF TIME
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 215
Puntos : 235
Reputación : 18
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Ares el Jue Mayo 10, 2018 6:08 am

Y el dispar grupo de diosas estrechas y depresivas junto a los dos héroes soberbios y el dios de los calzoncillos emprendió su viaje rumbo a las montañas, junto al gran dios de la guerra, atractivo, guapo, mujeriego, fuerte, poderoso y una deidad que despertaba las pasiones de las féminas y la envidia de los hombres.

Mi sonrisa se ladeo, debería haber sigo juglar, nadie como yo para contar estas historias. Pensé guiñándole un ojo a Freya que cabalgaba como una sombra junto a su norteño-
-Afrodita, si tienes frio puedes acercarte a mi, el vampiro no calienta mucho -acerqué mis labios a su oído poniendo la mano como si eso bastara para que Ettore no me escuchara -ya sabes..esta muerto.

Nos adentramos tras un día de viaje en las montañas,  comenzamos a subir, el terreno era árido y pedregoso, en principio cogimos una especie de camino de tierra rojiza, que no parecía excesivamente complicado de cruzar a caballo, poco a poco el camino se fue estrechando, la pendiente aumento, al igual que el árido terreno, paso a ser un tanto rocoso y escarpado, los caballos pisaban con cierta dificultad. Hicimos noche en una gruta y como de costumbre se repartieron las guardias.

Al amanecer, guardamos nuestras pertenencias, y tras tomar algo para aguantar el día, montamos sobre nuestros corceles.
Durante la ultima guardia , había comenzado a chispear, y poco a poco había ido cogiendo intensidad, hacia mucho frio.
Seguimos durante horas, el relieve había vuelto a cambiar, ahora volvía a ser completamente escarpado, lleno de enormes piedras, que dificultaban el paso de los caballos, además, andábamos por una cornisa de la montaña, con lo que un paso en falso podía precipitarnos por el acantilado, pegamos los caballos lo máximo que pudimos a la pared que componía la falda de la montaña, así continuamos otra hora más.
Tal y como subíamos de altura, la lluvia se convirtió en nieve, caía sobre nosotros, como si fuera algodón helándonos el cuerpo.
-Hay que apearse –dijo Ettore mirándome- el terreno con la lluvia es demasiado resbaladizo, no podemos avanzar más a caballo.
-Se acerca una ventisca –advirtió Höor.
-Son listos los héroes -apunté divertido apostando cuanto tardarían en morir aplastados por una avalancha de nieve.
La nieve cada vez caía con  más intensidad, estábamos completamente empapados, continuamos caminando durante unas horas que se hicieron interminables, nuestros pies se hundían en la nieve que ya nos cubría por las rodillas, cada paso era más y más complicado, bueno, para ellos, los dioses ibamso de puta madre, las fuerzas  parecían flaquear a los heroes, sobre todo al humano.
-Apuesto a que muere congelado -dije tirándole una moneda a Freya.
-Y yo que te corto las pelotas -rugió el conde malhumorado.



Spoiler:
avatar
Ares
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 33
Puntos : 30
Reputación : 1
Fecha de inscripción : 29/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes +18

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 9. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9  Siguiente

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.