Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 00/45
Afiliaciones élite: cerradas
Última limpieza: 07/06


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://victorianvampires.foroes.org


Últimos temas


Thibault "Black Blood" — La entrevista

Ir abajo

Thibault "Black Blood" — La entrevista

Mensaje por Nicolás D' Lenfent el Vie Nov 16, 2018 11:13 pm


Thibault "Black Blood"
"Alejandro Magno increpó a un pirata al que había capturado y echóle en cara su oscura profesión. “Soy pirata”, se oyó responder, “porque no tengo más que un barco. Si tuviera una flota, sería conquistador”. Alejandro, en el acto abrumado, lo dejó marchar." –Narración Popular.


1. Estamos ante un culto, peligroso y monstruoso personaje que se ha estado desarrollando en un mundo degenerado y que goza de la libertad. Pero mejor que su creador nos introduzca en el mundo de “Black Blood”, ¿quién es, qué es lo que encontrarán en su historia y qué personajes se verán implicados para su desarrollo?

Seguramente el riesgo no haya tenido nunca mejor amante que éste. Thibault es un pirata. Más aún: un pirata vampiro, y como tal, carga con la mezcla de dos figuras mitológicas en el imaginario de la ficción. Nació para la oscuridad más obscena y despiadada de la vida, y el océano siempre ha sido su campo de batalla perfecto. Es una leyenda, un monstruo y llegar a conocer al hombre detrás conlleva tal temeridad que el solo impulso resulta adictivo hasta para los más cautos.

En su historia hay sangre, roja, negra y de todos los colores. Relatos con olor a mar y pólvora, regueros de aventuras ensalzadas y, a su vez, perversas, pero ante todo, le tenemos a él, el desconcertante individuo que marcará a los demás con su risa y sus colmillos.

Los personajes que se han estado viendo implicados en su desarrollo hasta ahora son su madre vampírica y la causante de que las aguas todavía clamen su nombre; su ahijado dejado atrás que desenterró una parte de él casi adormecida; el fascinante ladrón y cazador en el que se ha convertido una de las personas aturdidas por su estela; una intrigante prostituta en cuya fraccionada identidad no temerá sumergirse y por último, una antigua amiga con la que el vampirismo, ahora compartido, le ha hecho volver a encontrarse.


2. Un niño nacido de una prostituta, convertido en hombre con las leyes de la piratería y perfeccionado como la peor pesadilla en los mares, y tierra. Cuéntanos, ¿existe alguna razón en especial por la que te motivaste a darle este tipo de esencia? ¿De dónde es que surge esta concepción y qué es lo que más te gusta destacar de él?

Uno de los recuerdos más vívidos que conservo de mi infancia es cómo mi padre venía a verme antes de dormir y me relataba cuentos de piratas, aventuras en las que yo era el protagonista (y tenía hasta mi propio apodo, que no revelaré aquí por vergüenza ajena de mí mismo). Antes de que existiera la saga tan sonada de Piratas del Caribe, el personaje de Morgan Adams, la capitana de La isla de las cabezas cortadas, era mi maldita ídolo y me había visto su película un número insano de veces. Me flipaba imaginar cientos de historias, devoraba libros acerca del tema y, en resumidas cuentas, los piratas cubrían una parte importante de mis obsesiones ficticias. Con el tiempo, a pesar de ocupar siempre ese huequito en mi corazón, fui dejándoles un poco de lado, hasta la llegada de la serie que recomiendo hasta al canario de mi vecino: Black Sails, una especie de precuela libre de La isla del tesoro donde también meten en la palestra a piratas reales históricos. La empecé a ver por mera curiosidad, y porque además venía siendo fan del actor principal, y allí me acabé topando con mi obsesión reencarnada. Volví a enamorarme de este mundo de poetizada delincuencia y de esta representación de rebeldía, tan férrea y visceral, contra el statu quo.

Sé que no le estoy descubriendo la pólvora (je) a nadie, pero sencillamente fue así, reviví este apartado que, como a muchos, le había fascinado desde crío y decidí aplicarlo a otra obsesión incluso más importante en mi vida actual: la escritura. A pesar de llevar tanto tiempo en un foro llamado “Victorian Vampire”, nunca me había creado a un vampiro y, de repente, se me encendió la bombillita: “¿Y si me creara un vampiro pirata? No es algo que haya visto nunca, tiene que ser alucinante”. Al menos eso fue lo que pensé, y encima coincidió con que el user de Miklós buscaba a su figura paterna, así que blanco y en botella (con alguna nota piratilla dentro, pa’hacerlo así más temático, patapam psss).  

Destacar algo de él es difícil de sintetizar, y más considerando que ya voy a estar hablando mucho al respecto durante toda la entrevista, pero siguiendo un poco el hilo de lo explicado, me encantó adaptar su origen y su estado actual a la época del VV. Me gustó la idea de que se hubiera iniciado en la edad dorada de la piratería (entre el XVII y XVIII) y que ahora contrastara con el presente XIX, donde la cosa ya estaba prácticamente en decadencia. Con Thibault, buscaba conseguir la esencia de una leyenda congelada  a través de los siglos que, a pesar de su chispeante locura, no deja de ser un viejo sabio que conoce mejor que nadie el espacio y el tiempo y, a la vez, se niega a someterse a ninguno de ellos. Quería que se viera la diferencia de tono entre su poder, temible y abrumador, con la tontería y la obscenidad de alguien más cercano. Detalle que, por mucho que descoloque y desquicie, hace que su figura sea el doble de misteriosa y de extrañamente respetable.


3. En las circunstancias en la que se ha visto envuelto “Black Blood”, han hecho de él un personaje sumamente complejo y atrayente, quizás porque amamos siempre el lado oscuro de las personas, pero resulta que él siempre es la figura misteriosa. Por ello, ¿podrías describirlo en cinco palabras y por qué lo definen?

Insultantemente obvia y muy redundante, ¿pero acaso la palabra pirata no es lo bastante descriptiva ya como para desaprovecharla? Un loco, un ladrón, un asesino, un pendenciero, un tunante idealizado y temido a partes iguales, que, sin embargo, tiene su propio código de honor y deshonor, tan ambiguo como honesto, desde los parajes más irónicamente progresistas de la subversión. Y lo mejor es que, mientras su inmortalidad lo permita, el océano jamás podrá olvidarse de sus más problemáticos hijos.

El primer adjetivo que se me viene a la mente es libre, desde el día en que nació. A causa de un matrimonio abusivo, su madre mató a su padre y se convirtió en una convicta que cruzó naciones enteras con un bebé a cuestas para huir de la ley, pero también para preservar el futuro de un ser querido. Murió poco antes de llegar a su destino final en Hungría, cuando él apenas tenía ocho años, y aun así ya le había dejado la vida resuelta en una taberna cerca del mar. La misma que finalmente lo llevaría a conocer a Will y, por consiguiente, a convertirse en pirata. Esto nos ayuda mucho a entender el tipo de libertad que profesa. Thibault no puede dejar de moverse, no puede estar mucho tiempo preguntándose qué habrá al otro lado sin cruzarlo, pero a pesar de toda esa capacidad de adaptación y supervivencia, tampoco le priva de encariñarse de quienes conoce por el camino, y siente un inmenso respeto hacia esa gente capaz de sacrificarse por él (al igual que hizo su madre mientras era fiel a su propia esencia), a pesar de no mirar atrás cada vez que el Skyfall debe zarpar. Cuanto mayor sea su libertad, más valorará aquello que quizá nunca vuelva a tener delante.

Precisamente por todo lo descrito en los apartados anteriores, sacamos en conclusión que este tío es alguien peligroso en varios sentidos. Lleva siendo la viva imagen de la piratería durante prácticamente dos siglos, nada parecería más seguro que ganarse la protección de un monstruo social y físico tan resistente y despiadado. Sin embargo, ello siempre implicará un riesgo que no ha dejado de correr y que no podría dejar de hacerlo sin traicionar, por ello, su propio espíritu. No resulta extraño que las personas capaces de acercarse a él tampoco sean ni muy normales, ni muy prudentes. Y todos sabemos que ciertas combinaciones no traen nada bueno, ni para ellos mismos, ni para el resto del mundo. Otra cosa es que, a pesar de saberlo, sigan dispuestos a adentrarse en aguas turbulentas…

Se ha movido siempre en ambientes sórdidos, condenados y oscuros que irónicamente le han librado de muchos complejos y prejuicios sociales. No conoce las normas por las que se rige el pudor y como buen inadaptado, reniega de la mayoría de principios que componen la decencia humana. Ha aprendido a caminar entre la civilización por pura conveniencia, pero incluso cuando ves que “se está comportando” continúa siendo el revolucionario más obsceno y cuestionable de cuantos hayas conocido. Blasfemo, bisexual, proscrito a cargo de otros marginados de distintas etnias, nacionalidades, géneros... miles de aspectos repudiados y cuestionables para aquel momento (y desgraciadamente, en muchos sitios también para el presente). Abreviándolo con simpleza: un jodido degenerado.

Así pues, ya no debería enrollarme mucho más, ni creo que a nadie le sorprenda que esta última palabra pueda resumirlo y concluirlo a la vez de un modo tan eficiente: invicto; una verdad como un castillo (o como un navío).


4. Existió un “matelotage” (para aquellos que no saben es un contrato celebrado entre piratas) y que gracias a éste él subió de rango por la muerte de William Death, situándose como el capitán del navío. Pero, vemos que hay una posibilidad de que siga con vida –escasa, pero la hay-. Entonces, siguiendo este supuesto, ¿que podría suceder atendiendo a las leyes de la piratería si fuese el caso? ¿Qué consecuencias generaría esta situación? ¿Será que podría ser destituido de su cargo?

El matelotage, para entenderlo mejor, era un contrato muy parecido al matrimonio (dentro de la piratería, las relaciones entre hombres estaban más que normalizadas), pues los implicados se juraban fidelidad, cuidar el uno del otro y compartir sus bienes. El capitán Death fue uno de los primeros nombres que empezaron a resonar en los inicios de la edad dorada pirata y tomó a un Thibault muy niño bajo su tutela al permitirle enrolarse en su tripulación para ir convirtiéndose así en la gloria icónica que conocemos. Cuando Thibault creció, además del protegido de Will, pasó a ser su amante y tiempo de relación después, los dos firmaron el “matelatoge”, contrato que, tras la aparente ejecución de Will, le legaba su cargo como capitán.

Si el legendario William Death ahora resultara estar vivo, su impacto y sus consecuencias serían más emocionales que otra cosa, ya que actualmente las leyes de la piratería poco tienen que hacer al respecto. La edad total de Thibault es de 235 años y todo esto ocurrió cuando tenía sólo 24. Su primera tripulación, la misma que heredó de Death, ya no existe. De hecho, técnicamente ni siquiera existe nadie que en su día llegara a conocer a ninguno de los dos y dudo que quede constancia notarial del matelotage entre ambos. La senda que se forjara nuestro “Black Blood” ha ido por su entera cuenta desde entonces, y más a partir de su renacimiento como vampiro, así que no habría nada legal que reclamarle. Sólo muchos sentimientos con los que lidiar (lo cual no sería poco precisamente).


5. ¿Que será del vampiro sin las conexiones enrevesadas? Quizás no sería él, pero hay algo demasiado intrigante, el capitán tuvo que huir dejando atrás a su familia y entre ellos a su hijo adoptivo con quien ahora se ha reencontrado. Platícanos más acerca de ello, ¿cómo fue el reencuentro, y por qué esa atracción?

Tras haberse dado impulso gracias al rescate de los vampíricos brazos de Amanda, el joven cambiante fue su primera parada prolongada en el camino. Y hasta la fecha, también la última. Curioso que ocurriera en Hungría, donde Thibault se crio.

Por aquel entonces, ambos estaban en una etapa determinante, cada uno a su manera. Un Miklós, cuya edad física no se correspondía con la realidad de su naturaleza, que lidiaba con los continuos cambios de consorte de su madre y con sus primeras transformaciones, y un Thibault curtido en la vida y la muerte que, de lo que pensó que sería sólo otro amorío en un puerto, descubrió un apartado turbulento y casi obsoleto en sus memorias: la paternidad. Se conocieron a raíz de la aventura que empezó con su madre y aunque terminó, la complejidad de emociones que encontró en el hijo le atrapó muchísimo más. Se acordó de lo muy respaldado que se sintió él mismo cuando Will le ofreció la oportunidad de salir al exterior siendo quien quería ser, y al ver el potencial tan interesante y magnético que tenía el más pequeño, eso fue lo que quiso darle. Como su responsabilidad total la seguía teniendo la madre y ésta no iba a enrolarles permanentemente en una tripulación, se adaptó a la situación de la siguiente manera (que claramente significaba mucho viniendo de un nómada): llevándoselo a los viajes que pudiera, sí, pero sobre todo regresando a tierra firme cada cierto tiempo para verle. Y eso estuvo haciendo durante doce largos años en los que no sólo le ayudó a controlar sus transformaciones sobrenaturales, también le instruyó en idiomas, armas, peleas, navegación, don de gentes y todo lo que pudiera aprenderse de un hombre de mundo como él. Romper con ese período tan crucial no fue nada fácil, como tampoco lo fue reencontrarse más de una década después.

El motivo de su atracción es un tanto particular (más allá de que, ehem, miradlos). Lógicamente nunca lo vio así cuando era “niño”, se trata de una evolución, eso sí, bastante impúdica moralmente (porque a ver, no podemos esperar que a este bruto le escandalice la idea de que ahora le ponga su ahijado ya mayorcito). La mejor prueba de esto está en las circunstancias del reencuentro: la noche de un burdel. Torsos y más partes del cuerpo al descubierto, y hasta un momento de clímax… inoportuno. O, bueno, ¡oportuno, que en pocas ocasiones habría tenido una primera impresión tan gráfica de lo bien que ha crecido su querido vástago! (¿Qué? Los adjetivos de la tercera pregunta ya avisaban de esto) Resumiendo para no malpensar, que los dos han coincidido allí como clientes y se han puesto más o menos al día. Y a pesar de lo surrealista que pueda parecer, lo que ha primado ha sido la emoción, incluso si un hombre de la indiferencia de Miklós lleva tan mal esa asignatura. A fin de cuentas esta atracción también nace de las consecuencias de su relación, parecida, pero a la inversa, a la que Thibault llegó a tener con Will, a quien admiró y vio como figura paterna, pero que también pasó a ser alguien más íntimo en el campo sexual y sentimental. Es de lo que más me gusta de Miklós y él, el contraste tan equilibrado de sus personalidades en un tema como el incesto/no-incesto paterno-filial, algo que no suele abordarse en la ficción (y menos entre dos hombres). De las combinaciones que mantengo con su user, sin duda, de las que más enganchado me llevan teniendo desde el principio.


6. Con base a lo anterior, ambos se han involucrado en el mundo bestial para fortalecerse y sobrevivir a sí mismos. Compartiendo más de lo que podríamos imaginar, y dado los antecedentes del capitán, ¿será aquí donde el monstruo al fin descubre que tiene evocaciones que un simple humano posee? ¿Quizás sólo con Miklós se muestra la humanidad que jamás se ha visto? Por lo que, ¿podría ser un elemento esencial para ver a un hombre distinto al que muchos conocemos?

A pesar de todo lo explicado, por ahora no han consumado nada entre ellos. Antes o después les quedan “issues” en los que trabajar, porque dice mucho que el apartado carnal no sea precisamente el más complejo de su relación. El caso es que, respondiendo directamente a las preguntas, sí, por supuesto, Miklós cuenta con un lugar único dentro de su corazón; fue quien, tras años y años y más años de piratería, logró extraer al humano que había detrás del mito. Y no lo había pensado detenidamente, pero sí es posible que, pese a lo descarado que suele ser Thibault con todo el mundo, Miklós le haya visto una parte impensable para muchos. No todos conocen al capitán “Black Blood” arrepentido de haber dejado un puerto atrás, hablamos de un hombre que lleva luchando desde que tuvo su primer aliento y también después de perderlo literalmente, pero aquí lo que debe afrontar no lo solucionan la espada, ni los cañones, ni la longevidad, ni siquiera su fortaleza mental. Aquí debe aceptar la vulnerabilidad de sus errores y reconstruir lazos que afectan directamente a los sentimientos de otra persona que, además, le importa. Como inmortal, ya ha asumido que no podrá controlar todos los cambios que le vengan, y tiene muy interiorizada la parte de irse para siempre, algo que nunca deja de advertir a los demás. En cambio, con Miklós no se marchó, sino que, en realidad, volvió cuando ya era demasiado tarde para no encontrarlo donde antes había estado, y descubrió así el dolor de algo que normalmente provoca él mismo con sus constantes despedidas. Ahora, el rencor de su ahijado al sentirse abandonado sólo rivaliza con la necesidad de Thibault por demostrarle que era lo último que pretendió hacer. Porque, por una jodida vez, el pirata vampiro quiere quedarse a cambiar lo que no supo hacer bien.

7. He tenido la oportunidad de entrevistar a un personaje que sin duda alguna nos ha interesado por su estilo de vida y lo que implicó tener una concepción de “Black Blood” como un símbolo sexual para muchos -o casi todos-. Explícanos ¿qué tipo de relación ha surgido entre el resurreccionista y el pirata? ¿Qué piensa él de Gaspard de Grailly?

Una cuestión tan interesante como lo son ellos juntos. Gaspard probablemente sea el espécimen más curioso con el que nuestro capitán se ha ido a topar en mucho tiempo, y no se trata de moco de pavo viniendo del mismísimo “Black Blood”. Queda más que claro que la normalidad nunca le ha definido y los siglos tampoco le han ayudado a bajar de nivel, así que no sólo se siente intrigado por el repertorio de excentricidades tan intenso que le trae este cazador, también se ve extrañamente reflejado. Como si hubiera encontrado la horma de su zapato. ¡Y de qué forma!

Un chiquillo de pueblo aquitano que años atrás espió al vampiro en la caótica vorágine de una de sus tantas escaramuzas carnales: una orgía de sangre con ocho personas y el pelirrojo como protagonista. Algo que, lejos de aberrar al pequeño mirón, supuso su despertar sexual y un cambio trascendental en varios sentidos. Este chiquillo hiperactivo de ojos curtidos aficionado a la vid de su tierra siguió creciendo y desarrollándose como cazador, “resurreccionista” y ladrón hasta terminar con un pie en el Skyfall y otro en las mismas fantasías que le han conducido finalmente hacia el causante de todas. Y dado que directamente han acabado (lo digo así de mal y pronto) follándose dentro de la bodega del barco entre sangre, y sobre todo vino, creo que podemos llegar a la firme conclusión de que se ha ganado el interés del vampiro idealizado que desbarató su mundo. Alguien capaz de moverse con tanta soltura en los derroteros de su propio destino cuenta con el entero respeto de Thibault y también con su demoledora atracción. Además, el humano se ha ido a meter en la cueva del monstruo con una temeridad e improvisación fascinantes, dignas de ser recordadas por la inmortalidad más obscena de cuantas ampare la noche. Después de algo así, va a ser prácticamente imposible retrasar lo inevitable: que la cosa no vaya a quedarse sólo ahí.

Su tipo de relación per se todavía está en proceso, ahora mismo el nexo que han tomado para seguir en contacto más allá del mejor polvo que habrá visto nunca una bodega ha sido asociarse; que Gaspard robe de forma independiente para la tripulación y, por tanto, para su capitán. En cualquier caso, su dinámica cuenta ya con unas pinceladas marcadas que van a dar mucho juego, como haberse contemplado el uno al otro de manera tan desconocida y, al mismo tiempo, tan íntima, por no hablar de todos los contrastes de carácter, naturaleza y experiencia, sumadas a sus similitudes más controvertidas (no dejan de ser dos inadaptados que en la frialdad de sus miradas se han calado a la primera). En conjunto y desde mi humilde opinión, me parece que tienen una relación muy poco típica, y no digamos si encima son dos hombres. ¡Me muero de ganas de ver en qué desemboca todo!


8. Por ciertas fuentes confiables, nos llegó el rumor de que se ha montado un escenario totalmente extravagante en el que se ve implicado el pirata con una prostituta, pero no una cualquiera, sino dos en una, y sí, nos referimos a Alchemilla Gillespie. ¿Cómo describirías esta escena tan macabra pero muy digna de él? ¿Qué ha experimentado Thibault ante tal descubrimiento, y quizás la quiera para él?

Las llamada “fucktents”, como el propio nombre indica, consistían en construir una carpa exclusivamente para contratar prostitutas y que los hombres, ante las largas y arduas jornadas laborales, se desfogaran (con perdón de la expresión misógina que, por desgracia, se adecúa a lo que hacían) ahí dentro. La quilla de su navío está defectuosa y han tenido que atracar en una playa solitaria para repararla, cosa que les va a llevar su tiempo y sudor, de ahí que la tripulación haya solicitado una de dichas carpas para la ocasión. A raíz del burdel, Elia termina allí, con la mala suerte de ser agredida por unos tripulantes novatos que la cagan como nunca en sus malditas vidas al saltarse una de las reglas de oro en esa capitanía: no pasarse de la raya con las putas. Thibault llega a tiempo de frenarlos y dejarlos a todos y cada uno para servirles de parche a las velas del Skyfall. Ante eso, Elia se lo agradece por la vía más directa y honesta que tiene en esos momentos: sexo en las rocosas calas. A partir de ahí, lo que está por llegar es sólo cuestión de tiempo.

Dentro de la piratería habría seguramente cabestros, pero también hombres que supieran valorar la relación entre rameras y marineros como una alianza casi sanguínea (pues para muchos no dejaban de ser su única conexión carnal, y también emocional, con el mundo exterior). Al menos eso es lo que yo quiero pensar y la lógica que sigo al definir ese pensamiento en Thibault. Su madre había formado parte del gremio años antes de parirlo y, en general, es un tipo que siempre ha abordado el tema sexual de una forma libre y sana, bastante más considerada y honesta que la de mucha gente “civilizada”. No resulta extraño que él, un jodido salvaje a ojos de esa gente, respete el trabajo sexual. Eso, sumado a los encantos naturales de Elia, su actitud asertiva y que él puede ver que no es una humana corriente, han conseguido intrigarlo a niveles prometedores. Por muy dominada que viva por la posesión de Alchemilla, Elia ha sido lo bastante inteligente y efectiva como para agradarle por sus propios méritos y por esa lucha mental en la que seguramente esté dispuesto a participar y ponerse de su parte. Ni siquiera los delirios resentidos de una bruja son capaces de amedrentar al icónico Sangre Negra, así que quizá no, es seguro que quiere a la prostituta “para él”. Es todo cuanto puedo adelantar por ahora.


9. Ahora, ¿la reina de los Países Bajos frecuentando la compañía de uno de los mayores ladrones y asesinos de los últimos tiempos? ¿A qué te recuerdan estas palabras? ¡Y vaya que hay mucho que hablar de ello! Empezando de la existencia de una relación más allá de ser su vástago, y de que comparten secretos, -muchos secretos que nadie debe descubrir y que ocultos están entre ellos por el respeto mutuo y los constantes trueques que hacen uno por el otro. Cuéntanos, ¿en qué concepción tiene a la reina y si solo se trata de negocios o hay algo más que el capitán sienta?

¡Ah, su sirena, su salvadora, su reina! ¿Por dónde empezar con toda ella? Quizá por ahí mismo, ya que una parte crucial de la vida de este forajido empieza precisamente después de conocerla. O mejor dicho, justamente gracias a hacerlo.

Con cuarenta y siete años de edad, el humano Thibault todavía arrastraba las secuelas que la muerte de Death le había implantado para siempre (o eso creía) en su trayectoria. Su capitanía, aunque innegable y eficiente, no le acababa de dar la entereza y el autoritarismo por los que tanta sangre, sudor y lágrimas había llegado a derramar. Es más, durante esa etapa pasaba por un estado especialmente decadente en el que parte de su tripulación preparaba un motín para destituirlo que ni siquiera a él mismo le pillaba desprevenido. Y finalmente, una noche con el barco atracado en un archipiélago de Egipto, cuando prácticamente había aceptado su final, la muerte le llegó antes de lo esperado. Y también la resurrección, que tenía el nombre y el rostro de Amanda Smith. Su visión onírica y el mordisco de la conversión a vampiro lo trajeron de vuelta a la vida, incluso si técnicamente la había perdido. Recuperó las fuerzas, las ganas de conservar y elevar el honor de su leyenda, e inmortalizar aquel instante de guerrero atemporal en el que siendo literalmente una bestia, pudo arrasar con todos sus amotinadores mientras chorreaba sangre roja y, a partir de entonces, negra.

Por todo ello y más, esta vampira pasó a ser el único tipo de monarquía ante el cual se postraría y aparte de dedicarle hazañas y cumplir misiones para ella, mantienen una relación epistolar que con los siglos se ha vuelto irrompible. Algo de este calibre va lógicamente mucho más allá de los negocios. Amanda, igual que Miklós, es esa excepción a muchas cosas por la que está dispuesto a enfrentarse a todo y a todos. Una más discreta que el otro, pero son dos perversos, dos libertinos, dos cataclismos cuyos mundos chocan de cara a la galería y luego en la sombra, se vuelven los perfectos aliados capaces de darle la vuelta al destino de la tierra si así lo quisieran. Para él, Amanda es otra leyenda a la que debe su apodo, es una madre tan importante como la que le dio a luz, pero por encima de todo, no sería nada descabellado declarar que se trata de la mujer de su vida. La venera y la desea a unos niveles que sólo podrían resistir en el cuerpo y en el alma de alguien como Thibault “Black Blood”. A sus pies.


10. ¿Qué mujer no ha conocido ya al pirata? Más son pocas las que dejan rastro en él, y lo podemos ver con Carolina Van de Valley, una vieja amiga que conocemos poco. Nos gustaría saber de esta relación, ¿qué rol jugará ella en la existencia del pirata?

Ay, la gélida y hermosa Van de Valley. ¡Menudo par más jodidamente divertido de escribir y de arrejuntar! Su historia se remonta a mucho antes de que compartieran naturaleza vampírica. Ella era la hija de una familia de renombre del siglo XVIII que contó con el fiero “Black Blood” de aliado cuando los otomanos querían entrar en Viena. Él, bueno, no necesita presentación a estas alturas. Con su padre forjó una alianza momentánea (por aquel entonces muy conveniente para el Skyfall) en la que harían ofensiva por el mar, y durante sus necesarios viajes a tierras austríacas, se conocieron. La joven Carolina, a pesar de haber sido siempre tan serena desde el principio, todavía lo miraba todo con el brillo de la fascinación en los ojos, y el choque de sus caracteres y sus concepciones del mundo fue tan escandaloso como definitivamente inevitable. El vampiro llevaba ya una estela considerable de amantes y, por tanto, de despedidas, pero añadir la de esa humana tuvo algo de especial por su cabeza fría, su madurada visión de las cosas y, a la vez, su capacidad para volverlo todo más intenso cuando conseguías descolocar sus esquemas y descubrirle un caos que no había pensado, pero que aceptaba. Carolina era tierra y Thibault siempre sería mar, pero eso no impedía que no pudieran encontrarse. Como, de hecho, ha vuelto a ocurrir en París después de bastantes más años de los que ella, una supuesta mortal, tendría que haber vivido.

Sí, efectivamente, todos sabemos que Carolina Van de Valley ahora es vampira.

El capitán “Black Blood”, a pesar de que ya empieza a coleccionar más de un siglo, no tiene a tantas personas perdidas en el tiempo a las que le emocione especialmente volver a saludar, pero Carolina se ha convertido indudablemente en una de ellas. Nosotros tenemos la coña de que parecen Duquesa y O’Malley, una estirada y un arrabalero condenados a dar tumbos por el globo terráqueo y quizá, empezar a reencontrarse de tanto en tanto. El hecho de que se hayan reunido otra vez por el azar más burdo y que actualmente la mujer también beba de la inmortalidad le da un nuevo enfoque a sus interacciones. Son dos viejos amigos que la perenne senectud no habrá hecho más parecidos, pero que sí podrán ayudarse a ser un apoyo, o una debilidad en el buen sentido. Puede que después de todo, los caprichos de Cronos les descubran nuevos contrastes con los que ir afrontando el eterno vaivén al que, por naturaleza, están sometidos, aunque ése nunca haya sido un adjetivo que cuajara con el gran filibustero.


11. Considerando el pasado con la actualidad, ¿qué diferencias nos podrías marcar de Thibault? ¿Cuáles serían sus debilidades o fortalezas? Porque actualmente vemos a un monstruo que comienza a sentir y pensar de distinta manera cuando se trata de alguien en especial.

Thibault empezó siendo un chiquillo soñador y valiente, completamente volcado en la piratería, pero bastante más humano en lo que a miedos e inseguridades se refería. Incluso siendo bastante mejor que muchos otros y con el arrojo que le había dado el sacrificio de su madre, sentía que luchaba continuamente consigo mismo, y todo eso se potenció al perder a Will y heredar su capitanía a tan joven edad. En la actualidad, el vampirismo le ha vuelto más insolente, más imprudente, pero también más vivaz y más efectivo. Es un líder respetado que, aunque a su vez también respeta, tiene un estilo bastante más autónomo de gestionar los sentimientos (excepto cuando se trata de ciertas personas).

Sus fortalezas son todo lo relacionado con la piratería y también con su naturaleza vampírica; las dos cunas que lo ampararon y le permitieron ser cuanto quiso ser y más allá. Sus debilidades son todo lo que hace daño a quienes le importan demasiado y lo que, al mismo tiempo, le pone en conflicto con su imprescindible libertad.


12. Conforme a sus actuaciones pasadas, ¿se ha arrepentido de haber tomado alguna decisión, o ha creído que fue inequívoco el rumbo que decidió tomar y, por qué?

En su día, se maldijo por no haber desobedecido las órdenes de Will cuando permitió que le dieran caza para que su tripulación huyera y el mando pasó a ser suyo tras la ejecución. Muchas veces también pensaba que podría haber capitaneado mejor aquel legado, pero luego se da cuenta de que si no hubiera padecido aquella etapa tan inestable y autodestructiva, tampoco habría acabado hecho mierda en Egipto y Amanda nunca le hubiera mordido para traer el apodo de la Sangre Negra al mundo. Pero sin ningún atisbo de duda, de lo que más se ha arrepentido en sus dos vidas es de haber zarpado de aquel puerto donde estaba Miklós y no haber visto cómo se acababa convirtiendo en uno de los mejores piratas jamás conocidos. El por qué ha sido de sobras explicado en la situación actual por la que pasan ambos. Además, se marchó para perseguir al fantasma de William Death por un disparatado rumor que lo revivía después de siglos (¿quizá porque jamás lo mataron y también se convirtió en vampiro? A saber). Enemigos mortales, como la Inquisición o el gobierno, le sorprendieron durante la travesía y aquello se volvió una de las peores cruzadas por las que haya pasado el Skyfall. Todo por culpa de un maldito sentimentalismo del pasado que, para colmo, era y es totalmente impropio de alguien como él, que ha mirado siempre hacia adelante. Nada de eso costaba el precio de perder contacto con su hijo, de ahí que vencer todos los obstáculos y regresar finalmente “a casa” para ya no encontrarlo fuese tan abrumador y confuso que ni siquiera le permitiera seguir buscándole más allá. Quizá porque, de algún modo, aquella pérdida sería lo más parecido a la muerte de Will por lo que habría pasado nunca y la bestia inmortal se negó a repetirlo. Otro error que ahora deberá enmendar como buen padre incestuoso.

13. Observamos su figura y es muy deseado el vampiro, pero nos percatamos que lleva cinco grabados, ¿que representan estos cinco tatuajes?

¿Qué es un pirata sin marcas? Y más cuando son tatuajes y a mí se me puede ir la olla tan ricamente con significados y frikadas. ¡Temed!

Sin ningún orden específico, en primer lugar, lea asoma entre la mandíbula y la garganta una cruz en llamas, que apenas se le ve porque suele cubrirla su propia barba. Roja, como el fuego no tan metafórico del dibujo. ¿Qué puede representar? Su constante desafío a Dios y a la Iglesia.

En segundo lugar, lleva lo que comúnmente se reconoce como la parca, en su caso con apariencia de sirena, en la parte exterior del antebrazo (y probablemente, su único tatuaje a color). Se lo hizo no sólo por el papel que juegan las sirenas en la mitología marina, sino porque también es una especie de referencia a lo que implicó la huella de Amanda en su vida (o mejor dicho: no-vida). Ella le rescató de las aguas, como una sirena, pero no se quedó ahí, también trajo consigo muerte y renacimiento, como una parca, o lo que también se le parece en cierto sentido: una vampira “conversora”.

En tercer lugar, el símbolo de la bandera de su primera tripulación le ocupa buena parte del pecho. Imponente y reconocible, claramente apela a sus inicios y a su eterna conexión con el capitán Death, el hombre que le impulsó a enrolarse en la piratería y ser el bucanero atronador que aún sigue a flote siglos literales después.

En cuarto lugar, su grabado más grande le abarca toda la espalda: el mapa entero que conduce hacia el último rincón de la tierra que le falta por explorar. Es inmenso, lleno de detalles, con un estilo abrumadoramente realista que han ido matizándole y repasándole distintos tatuadores de distintas partes del planeta a lo largo de los años. Todo para recordarse a sí mismo que, aunque viva eternamente, siempre habrá nuevos horizontes que conquistar.

Y finalmente, pero no menos importante, una cita en una lengua muerta, indescifrable hasta la fecha, cosida sobre la zona de los trapecios, cuyo significado aún no ha desvelado a nadie. Si os queréis enterar de qué va, no dejéis de estar atentos a sus locas aventuras y desventuras (ah, malditos cliffhangers mal hechos).


14. ¿Cuál ha sido el momento más difícil por el que ha tenido que pasar el pirata? Y su momento más feliz, ¿cuál ha sido?

Uf, aquí tenemos varios empates.

En cuanto a su momento más difícil, claramente está haber dejado atrás a dos personas claves: William y Miklós; padre e hijo, figuras familiares y determinantes que le ayudaron a crecer y moldearse por dentro, haciendo que experimentara esas dos etapas opuestas, pero también complementarias. En la actualidad, lo más difícil a lo que se está teniendo que enfrentar es justamente su relación con el cambiante.

En cuanto a su momento más feliz, estoy seguro de que por muchos siglos más que siga viviendo, nada le hará olvidar el primer día que subió a un barco pirata y encontró su eterna vocación al lado de William. Compite con otros de los que compartiría con el pequeño Miklós, como la primera vez que éste controló del todo una transformación o cuando conseguía descolocar la parquedad de sus expresiones y le hacía reír deliberadamente. Luego, derribar los muros de una mujer del hermético calibre de Carolina, cortejarla en una tierra firme para la que no estaba hecho y mirarla gemir directamente a los ojos tuvo que ser especialmente cautivador. Y por supuesto, no podría obviar el instante épico en que los dientes de su idolatrada Amanda le perforaron el cuello y arrojaron al mar su leyenda más sanguinaria. Pocos recuerdos superan el de bañarse en las vísceras de sus amotinadores con los ojos de una diosa contemplando su obra mientras él comprendía el poder de lo que se avecinaba y debía pensar: “Ahora que voy a ser invencible”.


15. Demasiadas experiencias ha tenido, y nos gustaría saber, ¿cuál es el mejor recuerdo que “Black Blood” te ha dejado hasta ahora como su creador?

Me resulta difícil decantarme entre la tensión sexual épicamente resuelta con Amanda, la primera toma de contacto con Gaspard en su barco y ese reencuentro tan mencionado entre Miklós y él.

En primer lugar, ninguna de las interacciones con su majestad tiene desperdicio, me apasiona ese punto imperturbable de fidelidad y represión que habían llegado a alcanzar estas dos personalidades tan arrolladoras antes de lanzarse juntos en picado y hacer estallar todo lo demás con su química abrasiva. En general, me encanta cómo su user define el concepto tan potente en que se tienen el otro al otro, monarca y proscrito por los siglos de los siglos, y puede que el primer beso que les escribiera en su tema haya sido directamente de mis favoritos en todo el foro.

En segundo lugar, para mí el personaje de Gaspard supuso una subida de moral tremenda, que a alguien tan original y tan bien llevado le hubiera marcado Thibault sin éste saberlo. Eso le ha dado siempre a sus escenas un tono muy especial y atractivo, donde puedo abordarlo desde la perspectiva de ese mito que es como vampiro y como pirata, pero también como alguien todavía intrigado por los caprichos del destino, a pesar de ser un inmortal que ha visto y hecho de todo. El caos de fantasías cumplidas entre vino y sangre ha sido verdaderamente uno de sus grandes momentos, y más aún desde los ojos (o debería decir “ojazos”) de este cazador inolvidable.

Y en tercer lugar, y tras arduas deliberaciones (?), debo decir que también el más importante, volvemos a hablar de Miklós. El hijo paciente frente al padre pródigo, la atracción moralmente cuestionable que, sin embargo, este par se merienda con toda la facilidad de la que carecen sus problemas por resolver. Creo que este año no ha sido mi mejor año en cuanto a escritura se refiere, muy pocas veces me he quedado contento al terminar un post, y sin embargo, una de ellas ha sido la intensidad y la satisfacción que me dejó su reencuentro (sobre todo la confesión de Thibault al revelarle lo que, en realidad, pasó cuando desapareció de su vida). Los malditos feels del apático sintiendo y el loco reflexionando son definitivamente para la posteridad.


16. ¿Existe algún dato curioso, secreto o miedos que quieras revelar de este personaje, o que consideres importante comentar?

Siempre me ha parecido muy jugosa toda la metodología que habrá tenido que urdir un vampiro que se dedica a la piratería y, por tanto, pasa más horas de las que serían seguras a merced del sol. El Skyfall está habilitado con velas negras y puntos de penumbra estratégicos para que no le sea difícil vencer incluso a los climas más soleados. Durante el día sale lo menos posible a cubierta y si hay algún abordaje inesperado, ya sabe ingeniárselas y luchar desde los rincones adecuados para, por lo menos, dirigir las operaciones y esperar a derramar sangre cuando el objetivo se aproxime a las sombras del interior del barco (cuyas habitaciones, en especial su camarote, tienen las ventanas tapiadas y/o ensombrecidas cada vez que debe pasar por allí). En cualquier caso, se ha visto momentáneamente expuesto a la luz natural en numerosas ocasiones, para lo que su velocidad y su fuerza sobrehumanas le han resultado muy útiles a la hora de meterse prisa rajando por la mitad a los enemigos que hagan falta y regresando después a la oscuridad con hilillos de humo en la carne. Es por eso que, a pesar de la sanación acelerada del vampirismo, de tanto repetir ese proceso se le han quedado permanentemente marcas de quemaduras en algunas partes del cuerpo; otro de sus distintivos físicos más imponentes.

Su naturaleza sobrenatural es algo sabido por sus hombres y mujeres de confianza, pero un secreto a voces para el resto de la tripulación menos supersticiosa (además, es un capitán bastante temido y satisfactorio a partes iguales, sabe cómo tenerlos contentos y asustados para evitar amotinamientos que quieran aprovecharse de su flaqueza solar). Igualmente todos acaban sabiéndolo tarde o temprano por aquello de que la rueda del tiempo siga girando y el capitán sea el único en no morirse nunca. Por eso mismo tampoco deja de renovar la plantilla de sus subordinados.

También creo curioso resaltar su extraño “ateísmo/no-ateísmo”. La mayoría de piratas se declaraban abiertamente contra las fuerzas del orden público, y eso incluía lógicamente a la monarquía, al gobierno, pero también a la Iglesia. Thibault no es menos. En realidad, es más, porque le tiene la guerra declarada a todo eso y a Dios, en sí mismo y no como extensión de la Iglesia. Él cree en Dios, en cualquier representación que quiera darle cualquier religión, y precisamente porque cree en ello, está en su contra. Él no va a hacerle caso a nadie y eso también incluye a las entidades divinas. No es un blasfemo porque desmienta su existencia, sino porque la acepta sólo para cuestionarla y demostrar todavía más su valía. Así de maldito está y sabe que estará si llega el día en que su inmortalidad se esfume y esas divinidades le juzguen. Por muy violento que haya sido siempre, el capitán “Black Blood” nunca ha negado la responsabilidad condenada de sus actos.


17. Eres un usuario que ha venido siguiendo la trayectoria del foro, y que tenemos la dicha de conocer más personajes. Pero cuéntanos, ¿hay una clase de personaje(s) que llame más tu atención? Y si tuvieras la oportunidad de desarrollar alguna trama con esté, ¿qué es lo que se te ocurriría?

Sé que quizá suene demasiado evidente, pero todos con los que comparto trama (la mayoría pertenecientes a un solo roler, además. Hi, baby!) y que desde su nacimiento hasta día de hoy han permitido que este loco de los mares ocupe un puesto clave en sus vidas. Si tuviera que destacar algo que todavía no he podido desarrollar, creo que sería curioso ponerlo a interaccionar con personajes hechiceros y forjar esa unión legendaria entre la piratería y la brujería. La de cosas que podrían salir de ahí… ¡Hago llamamiento!

18. ¿Qué podrías adelantarnos sobre lo que tienes planeado para él en un futuro? ¿Será un total cambio, o, qué es lo que sucederá con él?

Con lo que le llevo desarrollado de momento aún es pronto para que sea un cambio total y en general me dejo llevar mucho con él, pero sin duda hay un montón de apartados que quedan por explotar y que prometen mucha intensidad. Por ejemplo, antes digo lo de la brujería y justo aparece Leonard Blackwood con su rocambolesca historia en la que habrá brujería y demonios literales escondidos en el pastel (oh, sí, stay tuned), por no hablar de la peculiar influencia que van a poder ejercer el uno sobre el otro a lomos de semejante colisión de personalidades que, en realidad, podrían avenirse bastante mejor de lo prejuzgado.

En otro orden de cosas, hay cierto aspecto que va a suponerle mucha miga emocional con Gaspard, y es que conforme vayan tratando más, Thibault caerá en la cuenta del parecido físico que este humano tiene con su William Death (probablemente como descendiente muy, muy lejano). Fue una movida que llegamos a concretar en su día y actualmente apenas nos falta nada para abordarla de una vez, y todo lo que implique dar de bruces a este tío con su pasado supondrá cambio (o si no, que se lo digan al ahijado). También tenemos preparada con Alchemilla y Elia una trama muy movidita, con mucha emoción y mucha aventura épica, que para colmo terminará involucrando a otros personajes nuestros por el camino.

En realidad no hay mucho más que adelantar sin ponerme a spoilear detalles a lo bestia y sin terminar por enrollarme hasta lo inaguantable (tampoco puedo hablar tan libremente de todo porque no son sólo mis personajes y la cosa todavía está medio en pañales). Pero profundizar en sus asuntos personales a un nivel más incisivo y meter más mano de acción pirata son cosas que me interesaría escribirle en un futuro cercano.


19. ¿En qué te pareces más a tu personaje, y en qué menos? De toparte con él en un contexto hipotéticamente real, ¿consideras que te llevarías bien o por el contrario, os mataríais el uno al otro?

Mmm salvando las distancias, creo que me parezco a Thibault en ciertos detalles de su personalidad, como lo espontáneo, coloquial y subversivo que puede llegar a ser, o también en el progresismo con el que reta a todo el mundo que le ha proclamado como villano. Hay lógicamente muchas cosas en las que no me parezco, como esa maña para empotrar sus ideas sin ningún complejo, o esa sencillez para gestionar su relación con el entorno sin dejar de ser grotesco y respetuoso a partes iguales. Y sobre si me llevaría bien con él, eso depende del contexto. Si obviáramos que se trata de un asesino y un titán muy sádico que casi nunca sabes por dónde te va a salir, creo que sí que congeniaríamos gracias a nuestras filias y nuestras fobias (aunque claramente las expresemos de maneras MUY distintas). Vaya, no es este caso de personaje en el que mayoritariamente plasmas casi todo lo que no eres y/o lo que no piensas, cosa que sí me pasa con otros y que me gusta igualmente, pero Thibault es la mezcla más caótica y variada en ese sentido que tengo aquí, y no negaré que la disfruto especialmente.

20. Es un personaje que ha llevado una trayectoria impresionante, y el cual cada vez nos invita a seguir sus pasos. ¿Qué le dirías a quienes te siguen?

Eh… ¿Gracias por seguirme? Jajajajaja La verdad que de primeras me quedaría en blanco, ya que no estoy muy seguro de la popularidad de este filibustero más allá de las personas con las que roleo y a éstas les digo ya demasiadas cosas, pobres (todas buenas, que conste). De modo que si realmente me enterara de que hay más gente pendiente de la marea de Thibault, sí, sobre todo les daría las gracias y les invitaría a pasar al Skyfall en las noches que corre el ron a borbotones, fuck yeah.


Agradecimientos a los lectores:

Muchísimas gracias de verdad a todas las posibles personas que hayan leído esta entrevista, y también a los que hayan querido que existiera. No estoy muy seguro de si habré conseguido estar a la altura de evitaros el aburrimiento, pero me siento halagado de que esto siquiera le interese a alguien. Debo hacer menciones especiales a gente como Carolina, que siempre está dispuesta a embarcarse conmigo en mis desvaríos (y si no recuerdo mal, fue la primera persona que me habló de Black Sails en su día, así que bless you, my friend), a Leonard, del que desgraciadamente apenas he podido decir mucho más por no haber roleado entre los dos todavía (mea culpa, pero me tiene muy intrigado la idea y la cosa promete, así que mil gracias por la que se avecina, colega), pero por encima de todo, a user Miklós y sus otras tres pieles por el interés y el cariño que lleva mostrando hacia el bravo capitán desde sus inicios. Puede que yo ya tuviera la intención de hacerme un personaje así, pero sólo gracias a la influencia de los suyos, tanto en su creación como en los roles posteriores (sin olvidarnos del apoyo off rol), ha acabado saliendo el Thibault que todos conocemos. Sólo espero que, al final del camino, hayáis disfrutado del resultado tanto como nosotros.


¿QUIERES QUE ENTREVISTEMOS A UN PERSONAJE EN PARTICULAR?
DEJA TUS SUGERENCIAS AQUÍ.
CitizenWorld ©️ Source Code


T h e  D ø; D e s p a i r,  H a n g o v e r  &  E c s t a s y
Les habitudes de son oiseau:
Est perturbé:
AWARDS:






avatar
Nicolás D' Lenfent
Vampiro/Realeza [Mod]
Vampiro/Realeza [Mod]

Mensajes : 2032
Puntos : 2372
Reputación : 510
Fecha de inscripción : 23/11/2010
Localización : Desconocida

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.