Victorian Vampires
Wicked Game → Privado ZZaNqS8
PARÍS, FRANCIA
AÑO 1842

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?




NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
NICOLÁS D' LENFENT

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
GHENADIE MONETTE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
DOREEN JUSSSIEU

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
RYLEY LEZARC

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


ESTACIÓN


Espacios libres: 00/40
Afiliaciones élite: CERRADAS
Última limpieza: 11/08


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en https://victorianvampires.foroes.org


Últimos temas


Wicked Game → Privado

Ir abajo

Wicked Game → Privado Empty Wicked Game → Privado

Mensaje por Bastian Zweig el Vie Jun 26, 2020 6:46 pm

Las vicisitudes de antaño habían logrado quebrantar en su momento la inocencia de Bastian. Haber presenciado la muerte de su progenitora y ser abusado en más de una ocasión por su padre y otros hombres le valieron para confeccionar una coraza de repulsión hacia el mundo. A menudo saciaba esa sed de venganza llevándose a la cama a hombres de mayor edad o bien mujeres que no se resistían a la tentación de ser conquistadas por un novel pintor. Los métodos por los cuales se valía para atraerles eran diversos, promesas falsas, castillos en el aire o bien el simple uso de su característica labia y presunción mostrándose incluso vulnerable si la ocasión lo ameritase.

Normalmente se dejaba guiar por sus instintos antes de llevar a cabo un crimen, no era un estúpido, sabía elegir con cautela a sus víctimas. Aquellos abandonados por un ser querido o afectados por la pérdida de un amante, faltos de cariño. Les estudiaba a detalle para aprender de ellos, de sus rutinas para después rondar como buitre famélico en búsqueda de una nueva presa. Esos espacios resultaban oportunidades para el inglés que tras un par de citas y detalles se ganaba su confianza y así convertirse en el amante más experimentado que hubiesen conocido y finalmente en su verdugo. Después de un par de años, el procedimiento resultaba increíblemente sencillo.

Naturalmente una vez que sus necesidades se veían saciadas, gustaba de plasmar aquellos retazos de  memorias en lienzos pulcros, donde la macula de las tonalidades significaban una nimiedad a lado de las que tenían sus ensangrentadas manos. No era un hombre de sociedad que gustase de compartir banalidades con extraños, empero esa noche acudió al recinto para saborear nuevas experiencias, aunado a la búsqueda de una víctima en particular que de buena fuente se había enterado estaría presente esa noche. Disfrutó de la compañía de un par de jovencitas de alta cuna quienes se rindieron ante cada oración nacida en sus labios.

La música resultaba exquisita y el vaivén de sus pasos culminaba la primera pieza, los vítores se hicieron presentes una vez que todas las parejas terminaban de ejecutar el baile dando paso a un espacio de tertulia. Se abrió paso entre las personas y de reojo pudo notar el porte de aquel hombre bien parecido arribando al lugar, si sus conjeturas no estaban equivocadas era el mismo personaje que una de sus acompañantes le había descrito minutos previos. La información era mínima y supo que aquel baile de caridad era hecho en honor de su regreso a la capital francesa.  Si tenía los recursos suficientes para darse una fiesta de tal envergadura seguramente poseía algo más que al alemán pudiera interesarle.

Si tenía suerte esa misma noche lograría algo más que una buena compañía de alcoba. Dejó caer su pañuelo al mismo instante que tropezaba deliberadamente con aquel sujeto.

—Disculpe —Susurró dejando adrede el pañuelo sobre el suelo, mientras se encaminaba al balcón, alejado de la concurrencia aguardó impaciente que el hombre le regresara aquella prenda. Confiaba en que la bondad ajena sirviera de anzuelo para atraerlo hacia él, una vez logrado el cometido, el resto se daría poco a poco, aguardó.


Wicked Game → Privado IJBJz7h
Bastian Zweig
Bastian Zweig
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 10
Puntos : 7
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 28/05/2020

Volver arriba Ir abajo

Wicked Game → Privado Empty Re: Wicked Game → Privado

Mensaje por Xavier Sinclair el Vie Jul 10, 2020 9:22 pm

Sus primos habían organizado una fiesta en el palacio Royale de la ciudad para celebrar la llegada y el nuevo cargo en la policía de Paris, Xavier hacia siete años que había estado fuera de la ciudad y había olvidado lo que era un baile o una celebración, por decir que no le gustaba ir a ese tipo de eventos, pero su tía y su abuela habían organizado también aquella fiesta así que no podía negarse, siempre que se tratara de su familia estaría para ellas en las buenas y en las malas. Se había vestido con un traje nuevo, un sombrero que le gustaba llevar y fue sin acompañantes, no tenía muchos amigos y los pocos que tenia de seguro estarían en la fiesta. Su familia conocían sus preferencias bisexuales así que no se limitaban a muchas preguntas y cuestionamientos, el por su parte tampoco andaba ventilando su vida privada o no, más bien era un hombre extremadamente reservado.

Compartió el carruaje con Fergus y su compañera Neisha, una cambiante que había ayudado y según lo que intuía el cazador existía algo mas ahí entre ambos, Max iba en otro carruaje con su tía y abuela, aquel siempre andaba solo luego de que lo habían plantado en el altar, un tema que era tabú en la mesa y en cualquier tema de conversación, eran reglas que se habían creado los Sinclair para convivir en Paz, aquello no quería decir que entre discusiones salieran más cosas al sol de las que quisieran.

Llego al palacio y bajo del carruaje, sus primos se adelantaron y él se dio el tiempo de apreciar aquella estructura, le trajo muchos recuerdos de su pasado, de su pasado con el gitano con quien fue pareja un par de meses a escondidas de todo el mundo  y con Amelia una cazadora que sería su esposa y  que había muerto en batalla. Sintió un revuelto en el estomago y se adentro  moviendo la cabeza, dejando el pasado atrás ahora el nuevo Director del cuerpo policiaco de Paris por ende tenía mucho que demostrar.

A penas cruzo el umbral del gran salón los aplausos y bienvenidas se hicieron notar, familias amigas de los Sinclair, personal de la policía, amistades vejas y muchas caras conocidas, amigos de sus primos, y así una infinidad de personas que lo saludaban, intentaba recordar nombres y rostros, se sentía un poco abrumado con tanto gentío pero se limito a sonreír, cruzar palabras, sabia conociendo a sus primos que llegado el momento tendría que dar un discurso e improvisaría, no quería aburrir a final de cuentas era una fiesta y había que festejar. Un mozo era exclusivo para el asi que se aprovecho y le susurro – Por favor que mi vaso de whisky siempre tenga whisky – le paso  una buena propina y comenzó a disfrutar, jovencitas se le acercaban algunas con mas intenciones de coqueteo que otras, pero Xavier era intachable y respetuoso.

Mientras hablaba con la condesa de Francia Sophia D´Luca una antigua amiga la cual estaba refugiándose del imperio de Italia se enteraba de lo que se había perdido aquellos años, encontrarse con ella había sido una bocanada de aire fresco, ya que ella había sido la primera en saber muchos secretos de Xavier. Mientras conversaban un joven paso a tropezar con él y  Xavier lo quedo mirando muy serio  Sophia recogió el pañuelo que había caído al suelo y se lo paso al Sinclair – Eres un imán para personas diferentes – Las palabras de la mujer dieron vuelta en la cabeza del cazador, sabía que aquel pañuelo significaba una cosa, pero él no era como los demás hombres, miro a mi amiga fiel y le sonrió – Y tu eres un imán de problemas, luego me cuentas de lo sucedido en Italia – dijo en un susurro, por que a final de cuentas todo aquello era una larga historia llena de secretos que no podían ser revelados.

Su sirviente le trajo un nuevo vaso de whisky y Xavier se encamino hacia el balcón, tenía experiencia en muchas cosas y no se quedaba atrás ante nada, pero si era demasiado meticuloso. Salió al balcón y encendió un cigarrillo,  inspiro profundamente y luego boto aquel humo de su interior, avanzo observando al joven, no lo reconocía, no invadió el espacio personal del sujeto y le ofreció un cigarrillo - ¿Quieres uno? – levanto una ceja mientras continuaba fumando y se apoyaba en el borde del balcón con el pañuelo oculto en su bolsillo, aquel era su as bajo la manga.


Wicked Game → Privado B82wvvp
Tu haces la elección entre cazador o presa...
En la VENGANZA el más bébil es
SIEMPRE mas FEROZ.

Sinclair´s:
Wicked Game → Privado QXB3ryd


Xavier Sinclair
Xavier Sinclair
Cazador Clase Alta
Cazador Clase Alta

Mensajes : 936
Puntos : 1015
Reputación : 57
Fecha de inscripción : 03/01/2011
Localización : Detras del enemigo

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Volver arriba Ir abajo

Wicked Game → Privado Empty Re: Wicked Game → Privado

Mensaje por Bastian Zweig el Miér Jul 22, 2020 4:39 pm

Había lanzado el anzuelo y tuvo que reconocer que en primera instancia se sintió ofendido, al no escuchar el llamado ajeno. El berlinés poseía peculiaridades únicas y un porte que bien podría engañar a cualquier residente de la capital, una sonrisa pícara y ojos cristalinos. La fachada perfecta para engatusar a muchos. Aspiró los tenues aromas apenas presentes en la atmosfera taciturna, lejos del bullicio que se había instalado minutos atrás en el recinto. A su izquierda, la efigie de un joven petrificado que daba forma a una fuente le recordó al mismo Narciso, protagonista de una otrora leyenda helénica. El golpeteo suave del agua que caía en el espacioso ojo de agua, decorado apenas por pasto recién podado eran simplemente detalles exquisitos. Sus orbes no dejaban de contemplar el recuadro que la noche venidera le regalaba, las tonalidades que se elevaban hacia la bóveda como en in intento por desgarrarla como gigantes lenguas de fuego. Ese evento era solo uno de muchos al cual se había aferrado a conservar ahora que presumía su status de nuevo rico. Sonrió por debajo de la penumbra cuando la voz grave de un caballero a sus espaldas le despertó de ese ensueño pasajero. Había resultado como lo había planeado.

Bastian giró sutilmente su cuerpo para toparse con el perfil de quien se había apropiado de su pañuelo. Se sorprendió ligeramente al saber que la prenda estuviera oculta, sin lugar a dudas el hombre era recatado y respetable ¿Noble, político? fue inevitable que dichas características picaran su curiosidad. En su pasado había compartido su lecho con hombres que solo buscaban una cosa y en efecto lo habrían conseguido. Pero aquel desconocido era completamente distinto y en eso radicaba su verdadera belleza. En efecto. Se trataba de un hombre con rasgos apenas marcados, la cabellera tupida coronaba su testa y un ápice de nobleza resaltaba en sus ojos cerúleos. Nada mal tomando en cuenta que sus últimos encuentros se habían reducido a hombres de mayor edad. Si se mostraba paciente esa noche podría llevarse algo más que el pañuelo entre sus manos.

Asintió esbozando una ligera mueca en sus labios.

—Le agradezco Monsieur  —
susurró sin apartar su mirada de la ajena. Tomó entre sus dedos el cigarrillo—. ¿Lo molesto si le pido ayuda para encenderlo?

La oración consiguiente que se desprendería de sus labios era solo el inicio de muchas de sus historias que le servían para encauzar sus encuentros casuales hacia algo más sombrío. Pues detrás de la fachada afable de Bastian yacía el verdadero monstruo del cual le resultaba difícil desprenderse aún y era esa la razón primordial por la cual aceptó el cigarrillo, una especie de catarsis que adoptó para mantenerse sobrio.

—Vaya evento ¿No cree? Recibí la invitación esta mañana después de regresar de un viaje de negocios en Alemania y no dude en asistir ya que según escuché se trata de alguien de renombre en la ciudad, siempre hay tiempo para conocer nuevas personas.

Sonrió sin perder la oportunidad de estudiar un poco más la reacción ajena.

—Bastian Zweig —Alargó la diestra para concluir su presentación como heredero de alta cuna aunque era evidente que el humor de su acompañante equidistaba mucho del propio—. Al verle aquí en el balcón, lejano de las conversaciones al interior me da la impresión de que la tertulia no es precisamente su punto fuerte ¿Sabe? Yo prefiero las conversaciones más íntimas, el trato cercano. —Guiñó un ojo para concluir ese acto, el mismo que repetía en más de una ocasión cuando alguien atraía su atención.


Wicked Game → Privado IJBJz7h
Bastian Zweig
Bastian Zweig
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 10
Puntos : 7
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 28/05/2020

Volver arriba Ir abajo

Wicked Game → Privado Empty Re: Wicked Game → Privado

Mensaje por Xavier Sinclair el Jue Jul 30, 2020 11:05 am

De los muchos rostros que habían asistido a tal evento, a muchos reconocía, amigos e infancia, de juventud, estaba toda la liga de cazadores, personas importante de la realeza con la cual estaba en muy buenos términos, sus primos se habían esmerado en todo aquello, de echo él no hubiera preferido nada de fiestas, ni cenas, ni mucho menos encuentros con personas que realmente habían ido por curiosidad, Xavier era el más reservado de los Sinclair, le gustaba la discreción, siempre había sido así, y obviamente los años fuera de Paris no le habían cambiado aquello. Sabía que en determinado momento tendría que decir algunas palabras y aun cuando no era precisamente el más adecuado para dar algún tipo de discurso, siempre sabía que decir y en qué momento.

Ahí afuera con la mirada curiosa  de aquel joven, se sintió en su momento de libertad, no conocía al joven galante, no lo tenía en sus recuerdos así que asumió que debía ser amigo de alguno de sus primos, ya que ellos obviamente no invitarían a cualquiera por que sí. ¿O no? Saco el mechero y predio la pequeña llama acercando la luz al joven para que encendiera el cigarrillo. Notando el matiz de aquellos ojos, donde su irises eran coronadas a la perfección con un azulado grisáceo, contuvo la mirada sin darle tregua, a Xavier era difícil de intimidar, y prefería siempre mirar los ojos, buscar los secretos detrás de estos, saber algo extra que no sea fácil entender. Algo en su mirada le había causado cierto recelo y a la vez le había gustado, aquel joven era un laberinto, el misterio que ocultaba esa mirada cristalina… no podía saber con certeza que era, pero algo había ahí que no le cuadraba del todo. No era precisamente el más conversador de la familia pero podría ser un buen confidente y hasta un buen amante si se lo permitían.

¿Conoce a los anfitriones Zweig? – no se presentaría aun, quería un poco de información, porque por sobre todo era un cazador, un investigador y ahora el director del cuerpo policiaco de Paris, nada con Xavier era fácil, ni mucho menos hacerse de amigos Siempre me han gustado las cosas más íntimas – levanto una ceja mirando a Bastian – Pero si hay que asistir a una fiesta lo puedo hacer, no me cierro a las posibilidades - ¿insinuación? Podría ser, pero así era el cazador, nunca era muy claro con lo que decía, pero si se podían obtener respuestas si alguien hacia las preguntas correctas. – ¿Sabe usted a quien celebran? - Vamos que ese guiño no lo dejaría pasar, y si aquel hombre se insinuaba ¿Por qué no el también?.  

Xavier no era un galante, pero si era demasiado educado cuando debía serlo. No era una persona coqueta ni mucho menos buscaba relaciones estables, recién pisaba suelo parisino para trabajar, investigar y por sobre todo cuidar a los que lo necesitaban. – Por cierto, Xavier Sinclair si aquel su nombre uno que cargaba con orgullo, esperaba reacción del joven, más él no le quitaba la vista de encima, queriendo conocer los secretos oscuros que ocultaba detrás de esa mirada. Maldita mirada, pensó mientras continuaba fumando, aspiró el humo caliente que pasaba por su boca, le gustaba el sabor del tabaco, le relajaba fumar y por sobre todo lo disfrutaba, si era adicto a algo era a eso.

Dentro del salón la música sonaba, los murmullos se hacían presentes, tal vez habían personas bailando, tal vez lo anduvieran buscando, en eso apareció un sirviente – Señor Sinclair – dijo el jovencito que traía un vaso de wisky y otros vaso con alcohol, le ofreció al joven Bastian Esta noche parece que me quieren embriagar – soltó por primera vez una leve sonrisa que la opaco dando un sorbo de aquel liquido café.


Wicked Game → Privado B82wvvp
Tu haces la elección entre cazador o presa...
En la VENGANZA el más bébil es
SIEMPRE mas FEROZ.

Sinclair´s:
Wicked Game → Privado QXB3ryd


Xavier Sinclair
Xavier Sinclair
Cazador Clase Alta
Cazador Clase Alta

Mensajes : 936
Puntos : 1015
Reputación : 57
Fecha de inscripción : 03/01/2011
Localización : Detras del enemigo

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Volver arriba Ir abajo

Wicked Game → Privado Empty Re: Wicked Game → Privado

Mensaje por Bastian Zweig el Sáb Ago 22, 2020 7:59 pm

En la mente retorcida del berlinés miles de ideas se podían plasmar a la mínima provocación de un roce, de un saludo o de una mirada que atraía su atención. El hombre frente a sus ojos reunía todas esas cualidades y ahora que había encontrado el parte aguas perfecto para adentrarse un poco más en la venidera charla que seguramente traería consigo grandes proezas no pasaría por alto cada detalle plasmado en sus palabras. Resultaba mucho más fácil analizar a mujeres minusválidas  o a hombres quienes presa del alcohol normalmente solían perder la cordura y dejar expuestas las grietas que daban forma a sus decadentes vidas. Conocer a este personaje resultaba un reto para el joven y el hecho de llevarlo o no a su cama recaía en segundo plano si antes lograba descubrir la forma de verse beneficiado de una u otra manera.

Era más que obvio que se trataba de un hombre de mundo, Bastian había conocido el placer de viajar en más de una ocasión a muchos lugares, pero solo estaba arañando la cima del poder. Su anfitrión poseía algo en particular que el aprendiz de amante no conocía hasta ese entonces, y sin duda lo quería y haría lo necesario para conseguirlo.

Se aproximó para encender su cigarrillo y pudo con sutileza aspirar el aroma que desprendía el cuerpo ajeno. Dio una calada y llevo el aire hacia sus pulmones, se permitió por unos segundos degustar el sabor amargo del cigarrillo para después exhalar el humo. Negó de inmediato con la cabeza —Solo he escuchado que se trata de alguien que había estado fuera de la capital durante un tiempo y esta fiesta pareciera ser una especie de bienvenida –sonrió nuevamente, le gustaba que aquel hombre de alguna forma mantuviera interesante el conocerle y al escucharle decir aquello referente a la reunión supo que había actuado de la forma correcta llevándole hasta ese espacio alejado de la concurrencia.

Bastian recargó sus codos sobre el barandal de una forma por demás relajada, contrariamente a lo que se esperaba de alguien que asistía a una velada de esa magnitud, pero es que era su lenguaje corporal algo que  siempre hablaba por él. En realidad le tomó un poco de tiempo acostumbrarse a vestir de traje y corbata, una de muchas banalidades que una vez las aprendió, difícilmente se desharía de ellas. Volvió a llevar el cigarrillo a sus labios sin dejar de observar los movimientos del otro. Asintió cuando escuchó el nombre ajeno, como si el conocerlo significara un triunfo más, un paso que lo acercaba un poco más hacia él.

—Es gusto es mío Xavier –no iba a perder el tiempo en trivialidades así que se permitió llamarlo por su nombre de pila—. Temo que no lo sé, pero si todo Paris se tomó el tiempo para venir a verle es porque se trata de un personaje en gran medida millonario o poderoso, algún talento debe tener nuestro anfitrión en cuestión para levantar ámpula de dicha forma ¿no cree? Hacía mucho que no me tomaba el tiempo libre para asistir a un lugar así, pero conocerlo valdrá la pena, eso téngalo por seguro, me gusta conocer personas de renombre para crear vínculos, después de todo eso es parte de la naturaleza humana ¿no es así? La creación de vínculos —levantó una ceja, sus ojos se desviaron hacia el joven que de forma inoportuna se acercaba a Xavier.

Tomó el vaso y aspiró nuevamente del cigarrillo.

—Gracias por el detalle –dijo mientras levantaba el vaso en forma de agradecimiento—.  Y si no es mucha indiscreción Xavier ¿Qué le trae a este evento? ¿Tampoco conoce a nuestro anfitrión? ¿O quizás es amigo suyo? y no me lo había dicho, lo cual no me sorprendería porque de ser así, nuestro desconocido sabe elegir bien a sus amistades.


Wicked Game → Privado IJBJz7h
Bastian Zweig
Bastian Zweig
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 10
Puntos : 7
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 28/05/2020

Volver arriba Ir abajo

Wicked Game → Privado Empty Re: Wicked Game → Privado

Mensaje por Xavier Sinclair el Sáb Oct 24, 2020 11:00 pm

Con los años había aprendido a ser un hombre serio, de armas de tomar, nada absolutamente nada lo tomaba a la ligera, y conocer personas no era una de esas, se preocupaba por los detalles, aun cuando no era un hombre detallista era un hombre educado y firme con sus ideales. Le parecía curioso que sus primos se hubieran tomado tantas molestias por una bienvenida, pero sabía de buena mano que no era algo simple. Todo tenía un trasfondo.

Xavier volvía a Paris para hacerse cargo de la policía local, con su experiencia, conocimiento y contactos podría sacar de las calles a los simples ladrones y a los no tan simples. Aquel jovencito, que estaba frente a el mostraba ese desinterés destacado por conocer, lo rodea el misterio lo admite y le gusta aquello. En el fondo Xavier sabía que todos ocultaban algo ¿Qué sería lo que oculta Bastian? Pensó mientras no pudo contener una sonrisa ante lo que decía del anfitrión. ¿Cuánto más podría callar? Lo suficiente para enterarse de alguna u otra cosa, que le fuera útil.

-Las bienvenidas así populares o frondosas la encuentro un poco exageradas, pero no podía decir que no a esta invitación, como ya ve medio Paris está aquí, y todo para encontrarse con quien tomara como Director del cuerpo policiaco de parís. Además vine también por conocer nuevos rostros, y eso me ha lleva a ti lo tuteo, algo que no hace, o mejor dicho que no suele hacer. Le cerró un ojo y bebió de su copa un sorbo de ese wiski que tanto le gustaba. Y soy muy amigo de los que organizaron esto, solo que a diferencia de ellos a mí me gusta hacer un paso al lado eso era verdad, pero quería seguir ahí, en la intimidad del balcón, lejos de las miradas de los curiosos, de los pomposos señores que seguro le harían preguntas de su pasado o peor aún hablarían de trabajo y eso era algo que no deseaba hacer esa noche.

Aspiro de su cigarrillo y se acomodó en el balcón, un poco relajado mirando nada en concreto – Solo espero que con la llegada del susodicho Paris sea un lugar un poco más seguro, para los que no tienen como protegerse – Xavier, un hombre que por sobre todo le gustaba proteger al indefenso, daría su vida si fuese necesario para salvar al inocente. Conocía el mundo, conocía la oscuridad y los que pasaba cuando el sol se escondía, conocía vampiros que se habían redimido y Licántropos que se podían transformar sin necesidad de la luna llena, conocía brujas malditas y una que otra que estaba del lado de la luz, ¿Quién era el para juzgar? Claro, él es el nuevo director del cuerpo policiaco de parís.

Continuo fumando en silencio, con la mente perdida en sus pensamientos, en el pasado y en el ¿porque? Se había alejado de esas tierras. - ¿Cuánto tiempo llevas en Paris Bastian? termino por preguntar.


Wicked Game → Privado B82wvvp
Tu haces la elección entre cazador o presa...
En la VENGANZA el más bébil es
SIEMPRE mas FEROZ.

Sinclair´s:
Wicked Game → Privado QXB3ryd


Xavier Sinclair
Xavier Sinclair
Cazador Clase Alta
Cazador Clase Alta

Mensajes : 936
Puntos : 1015
Reputación : 57
Fecha de inscripción : 03/01/2011
Localización : Detras del enemigo

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Volver arriba Ir abajo

Wicked Game → Privado Empty Re: Wicked Game → Privado

Mensaje por Bastian Zweig el Sáb Ene 09, 2021 3:01 pm

Podría ser que se encontraba frente a un sujeto interesante, pues lejos del evidente bien parecido y porte existía algo más que atraía la atención del moreno. Sus primeras conquistas se limitaban a solo mantener los encuentros sexuales y si todo salía de acuerdo al plan, deshacerse de ellos al instante. Pero, con sigilo fue modificando su forma de seducción y la retórica que utilizaba para poder acercarse a ellos, de modo que cuando escuchó que Xavier era parte de un selecto grupo de personajes tuvo que pensar en alternativas que le fuesen  viables para poder llevar a cabo su plan. La reunión era extensa y era evidente que había más de un conocido del joven ahí. Por primera vez, hizo de lado el instinto asesino que se posesionaba de él para poder prestar completa atención a lo que rodeaba a Xavier, lo que le hacía ser único entre todos ellos y para ser honestos, era de su agrado que el otro lanzara un cumplido entre líneas, porque a diferencia de otros asesinos, Bastian, se había distinguido por su sutileza y elegancia para envolver a las personas. Terminó de saborear por última vez su cigarrillo y dejó que la colilla cayera a sus pies, su diestra giró con suavidad el vaso.

—Eres un hombre reservado –susurró y bebió por primera vez el líquido amargo que suavemente bajaba por su garganta sin apartar sus ojos de Xavier por encima del vaso— Si es un hombre honesto e incorruptible seguramente la capital estará en buenas manos, así como los ciudadanos. Los asesinatos están a la orden del día y aunque muchas veces se tienen las facilidades para dar seguimiento a los casos, el problema radica en la maldad nata que todos poseemos, es lo que termina por corromper el sistema –sonrió terminada su sentencia.

Que descaro del berlinés hablar de ese modo sabiendo que en más de una ocasión él era uno de los perpetradores que habían –hasta el día de hoy- evadir a la justicia francesa. Alemania había sido un buen comienzo y fue a partir de ahí cuando empezó a mover sus piezas en el tablero. Había aprendido a manejar sus tiempos y sus métodos para no caer en contradicciones, no obstante se daba el tiempo de dejar un mensaje, para que de algún modo la justicia supiera que era él.

Aclaró la garganta antes de responder.

—Poco menos de un año, después de la muerte de mi padre tuve que hacerme cargo de los funerales y el resto de sus negocios, aunque mi perfil es más bien de artista –sonrió de forma natural— Soy pintor y es una de las razones principales por las cuales he venido a Paris, su cultura, sus monumentos  y la forma en la cual exaltan la belleza de los mismos es algo que no me perdería por nada. Creo que es un buen punto para iniciar de cero.

La última oración fue lo más honesto que Bastian pudo decir, ya que bien podría presentarse como hijo de un banquero o un mendigo con suerte. Cada presentación con desconocidos conllevaba a una historia diferente, claro, siempre apelando a cierto ápice de lastima para ganar su confianza. Su breve discurso fue interrumpido cuando dos personas más se colocaron a espaldas de Xavier.

—Monsieur Sinclar, le solicitan dentro del salon.


Wicked Game → Privado IJBJz7h
Bastian Zweig
Bastian Zweig
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 10
Puntos : 7
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 28/05/2020

Volver arriba Ir abajo

Wicked Game → Privado Empty Re: Wicked Game → Privado

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.